Diario Basta!

Salió muy fiera

Foto: IMAGO7

Toluca, Estado de México.– El León cerró una buena semana con triunfo 1-2 sobre el Toluca en calidad de visitante.

De contar con cuatro puntos en la misma cantidad de encuentros, los de la capital de Guanajuato aprovecharon la doble jornada para obtener seis unidades de las nueve en disputa. Tras vencer como local al América, los dirigidos por Gustavo Díaz dieron muestra de evolución en la cancha del Nemesio Díez para salir con el triunfo y recuperar terreno en la tabla general.

VOLTERETA

Sólo habían transcurrido siete minutos del compromiso en la famosa Bombonera, cuando Rodrigo Salinas recibió un balón a las afueras del área y sacó un potente disparo, que fue desviado por la cabeza del defensor visitante William Tesillo, lo que complicó aún más la estirada de Rodolfo Cota, que no pudo hacer más para evitar la apertura del marcador.

Poco o nada hizo el cuadro choricero después del gol, situación que fue aprovechada por los Panzas Verdes, que se hicieron de las acciones del encuentro generando las mejores opciones. Mauro Boselli se tiró de cabeza dentro del área para contactar un servicio largo, pero lo hizo con la mano, por lo que el árbitro Diego Montaño le mostró el cartón amarillo, por intentar engañarlo.

A los 15 minutos, Pedro Aquino se alzó sobre la zaga endiablada para rematar un centro proveniente de la esquina para igualar los cartones con un certero cabezazo.

Era el mejor momento de La Fiera, pues Boselli se perdió una clara, que podría tildarse de oso, cuando remató dentro del área, solo y sin marca, por un costado de la cabaña de Talavera.

Pero el segundo máximo goleador en la historia del León tendría su revancha justo antes de culminar los primeros 45 minutos, cuando después de robar un balón en la salida, Maximiliano Cerato disparó en la cercanía del área, Tala tapó, pero en el rebote Mauro tomó la redonda y con una mediavuelta efectiva la mandó a guardar al fondo de las redes para darle la vuelta al encuentro.

BAJAN LA CORTINA

Los cancerberos de ambos equipos fueron fundamentales para que el marcador no se moviera más en el complemento.

Yairo Moreno concluyó un contragolpe feroz de los visitantes que el guardameta de casa atajó a una mano. En la respuesta inmediata, Luis Quiñones intentó de larga distancia, pero Rodolfo Cota se tendió para controlar la bola.

Fue el mismo Cota quien desvió a una mano un tiro-centro de Cristian Borja por derecha; mientras que su colega mexiquense tapó un cabezazo franco de Andrés Mosquera, cuando el tiempo de juego se extinguía.

Pero el daño estaba hecho, y con este triunfo del León, se cortó una racha de 15 partidos de los Diablos Rojos sin perder en el infierno.