Iza Flores, más fuerte

129

Ciudad de México.– Después de meses en el exilio, alejada del mundo real, de la vida cotidiana, y de toda esa locura que muchas veces conlleva ser parte de las grandes metrópolis, pero aún con la resaca por tener que regresar, “porque sí dura unos días, aunque cuando realmente vas asimilando vas entendiendo que todo pasa por algo, que a lo mejor ya era el momento en que tenía que salir”, Iza Flores, velocista mexicana, Campeona Nacional en su disciplina, también comparte en entrevista con Grupo Cantón “que saliendo de aquí me iré a comer unos tacos”, pues es de su comida favorita, y tenía igual meses sin degustarla.

La capitalina, avecindada desde hace muchos años en Culiacán, Sinaloa, razón por la que acepta, “ya me siento más de allá”, fue parte de la aventura llamada Exatlón, misma que enarbola sin miramientos, y de la cual acepta, ni siquiera titubeó para aceptar ser parte.

“Era un proyecto que generaba mucho reto en mi vida personal y deportiva, tenía muchas ganas de hacer algo distinto, nosotros como deportistas a veces nos encasillamos, ya tenía 10 años haciendo absolutamente lo mismo, una zona de confort bastante estacionada, entonces esto resultaba muy interesante.

“Uno de nuestros objetivos era inculcar en la gente esta cultura deportiva, que no siempre se tiene, y ésta es una plataforma muy importante para llegar a la gente, y demostrarle lo que yo hago, lo que quiero seguir haciendo, para que la gente vea, apoye, y siga el ejemplo de nosotros, eran como muchas cosas”, agrega.

LA MEJOR DECISIÓN

Desde el otro lado de la barrera, una analogía que sirve para aceptar que los ojos ven distinto, pareciera un show a modo, pues de pronto las suspicacias son recurrentes sobre todo cuando vienen los retos de eliminación; sin embargo, la reina de los 100 y 200 metros azteca advierte sobre la autenticidad de la competencia, aceptando que fue por consenso poner en juego su permanencia, al tiempo que asegura que después de este capítulo será más fuerte en todos los aspectos.

“Se va a ir viendo con el paso del tiempo, pero la verdad es que la manera de pensar y la manera de ver muchas cosas si te las cambia (el reality), la manera de valorar algunas cosas.

“Creo que puedo ser ahora una competidora con una mentalidad más fuerte, en el ámbito deportivo, y en lo personal alguien con una mente y una resistencia distinta a la que tenía antes”.

PROYECTO

Lo que sigue para Flores es claro, pues es momento de retomar y regresar a su naturaleza como atleta de alto rendimiento, para buscar y alcanzar sus sueños.

“Pretendo seguir compitiendo en 100 y 200 metros, estar lista para los nacionales, y ahí es en donde se busca la marca para Panamericanos, Universiada Mundial, que es a corto plazo; obviamente todo con miras a ir a Juegos Olímpicos, que es el objetivo principal de cualquier deportista”, finaliza.