¡Violencia!

¡Violencia!

762
0
Compartir

San Luis Potosí.- La imagen de un niño llorando, junto a su padre, ya resguardados en la cancha del Estadio Alfonso Lastras, fue apenas la estampa de lo que pudo vivir la afición potosina en el partido Atlético de San Luis contra Querétaro.

Pasados los 80 minutos del partido, cuando los Gallos Blancos se imponían 2-0 gracias a los goles de Jair Pereira y Luis Romo, en la tribuna los grupos de animación de ambos equipos se enfrascaron en una disputa que terminó en los golpes.

Imágenes impactantes, pues la batalla campal puso en peligro a los aficionados, quienes fueron trasladados al terreno de juego para ser protegidos.

Los quejumbrosos, muchos de ellos ya con armas en mano, fueron parte de una disputa que llegó a provocar brotes de sangre.

Incluso, la policía fue rebasada, pues otros se ayudaron por ejemplo de botes de basura metálicos para dañar a sus rivales.

Y quienes estuvieron en dicho encuentro hablan de que el desorden continuó a las afueras del recinto ubicado en el Bajío mexicano. Tras desalojar el inmueble, el operativo de seguridad no fue suficiente, pues decenas de aficionados se siguieron enfrentando en el estacionamiento del lugar. En las inmediaciones del coso se pudo observar humo y se escucharon detonaciones mientras la gente corría.

LA LIGA MX

Horas después de lo sucedido, la Liga MX mandó un comunicado que dice lo siguiente: “La Liga MX reprocha y reprueba los actos sucedidos en las tribunas del Estadio Alfonso Lastras durante el partido de la Jornada 14 del torneo Apertura 2019 entre los clubes Atlético de San Luis y Querétaro. Solicitamos a las autoridades del estado de San Luis Potosí actuar enérgicamente, conforme a la ley, para detener a los culpables de estos lamentables hechos e investigar a fondo todo lo sucedido. También exigimos al Club Atlético de San Luis realizar todas las denuncias pertinentes para que estos actos no queden impunes. Y pedimos atentamente a la Comisión Disciplinaria de la Federación Mexicana de Futbol que investigue a fondo lo acontecido para que se apliquen todas las sanciones correspondientes conforme a los reglamentos”.