Compran con sobreprecio motos BMW

87

Cambiaron sus unidades Yamaha por 20 unidades de la marca alemana que tienen un costo superior a $200 mil cada una

Hugo Hernández

A finales del año pasado, la alcaldía de Benito Juárez cambió sus motocicletas Yamaha por 20 unidades de la marca alemana BMW, las cuales tienen un costo por encima de los 200 mil pesos cada una.

De acuerdo al contrato DGA/R-017-A03/2018 de fecha 15 de noviembre de 2018, la alcaldía adquirió además una flotilla de vehículos, destinados a la operación de diversas áreas, derivado de la Licitación Pública número 30001017-002-2018 con la empresa Grupo Empresarial Jerome de México, SA de CV.

En esta adquisición, todos los vehículos se pagaron con sobreprecios y en el caso de 20 motocicletas adquiridas, no se justificó el cambio de modelo de la marca Yamaha, señaladas en los anexos del contrato, por motos marca BMW.

Ante la opacidad en la que se toman las decisiones de Gobierno en la alcaldía de Benito Juárez, la diputada Paula Soto Maldonado solicitó al titular de la Secretaría de la Contraloría General de la Ciudad de México, investigar y sancionar hechos que pudieran constituir responsabilidad administrativa por parte del alcalde Santiago Taboada y diversos servidores públicos de su administración.

La legisladora denunció que los procesos de asignación de contratos se dan bajo esquemas de dudosa legalidad, citó como ejemplo el contrato de adjudicación directa con la empresa Fermetex, SA de CV de fecha 15 de noviembre de 2018, mediante el cual se adquirió a precio unitario de 171 mil 982 pesos, unos tótems publicitarios que fueron colocados en los límites de la alcaldía, ejerciendo un gasto total de 2 millones 579 mil 730 pesos.

“Por estos hechos es que pido la valiosa intervención de la Secretaría de la Contraloría de la Ciudad de México, pero también no quiero dejar de hacer referencia a la nota periodística que emitió el diario El Financiero, en donde señala que Diego Vergara Ordóñez, Jefe de la Unidad Departamental de Verificación de Obras y Armando Ramírez Solórzano, director de Verificaciones en la alcaldía de Benito Juárez roban sellos de clausura de la demarcación Benito Juárez y se utilizan para extorsionar a los propietarios de establecimientos mercantiles y obras en construcción”, concluyó

La legisladora de Morena resaltó que en Benito Juárez se ha hecho común que los procesos de asignación de contratos se den bajo esquemas de dudosa legalidad, sin mecanismos transparentes, fomentando los compadrazgos y complicidades en grupo.

Soto Maldonado dijo que en la alcaldía de Benito Juárez es evidente la opacidad en la que se aplican los recursos públicos, sobre las autorizaciones y permisos otorgados, contratación de proveedores, inversión en obra pública, asuntos y decisiones adoptadas con los comités de participación ciudadana, entre otros.

9 ocasiones el Congreso ha exhortado al alcalde de BJ a realizar diversas acciones en favor de los vecinos de la demarcación

20 motocicletas BMW fueron adquiridas

200 mil pesos es el costo mínimo por cada unidad