Síguenos

¿Qué estás buscando?

julio 6, 2022

CDMX

Revela Gobierno de CDMX inconsistencias de Informe de la línea 12

Las inconsistencias fueron presentadas por la empresa Noruega DNV en los informes de la evaluación del accidente de la Línea 12 del metro

Redacción Grupo Cantón 

El gobierno de la Ciudad de México, presentó las inconsistencias detectadas en el tercer y último informe que elaboró la empresa noruega DNV, sobre la causa-raíz del desplome en la Línea 12 del Metro.

La secretaria de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil capitalina, Myriam Urzúa explicó que se detectaron diversas deficiencias e inconsistencias en el análisis.

Dichas inconsistencias se señalan en las reuniones presenciales entre las autoridades capitalinas y representantes de la empresa DNV.

“La existencia de contradicciones importantes, al señalar que se debían hacer inspecciones conforme al manual de mantenimiento, al mismo tiempo que establecieron que el manual era deficiente”, dijo.

Hay que detallar que el contrato entre la empresa y Protección Civil establece que una vez entregado el documento, la secretaría puede verificar la calidad del servicio contratado y notificar la existencia de alguna deficiencia.

Inconsistencias de los informes

Recordó que la Fase I del reporte indicó una falla estructural, asociada a deficiencias en el proceso constructivo, el proceso de soldadura de los pernos Nelson, porosidad y falta de unión.

Falta de pernos Nelson en trabes que conforman el conjunto del puente y soldaduras no concluidas y/o mal ejecutadas.

Mientras, en la Fase II del informe, se consideró que el colapso ocurrió como resultado del pandeo de las vigas norte y sur, facilitada por la falta de pernos funcionales en una longitud significativa.

Esto, ocasionó que perdiera su estructura compuesta, deformaciones que no podían verse en una inspección visual simple.

No obstante, la Fase III del informe menciona la inadecuada colocación de aproximadamente el 30 por ciento de los pernos en la sección oeste y fallas en el diseño.

Fallas de diseño, la resistencia, la fatiga de los pernos, no cumplió con las especificaciones de AASHTO y aún en un escenario en el que el puente hubiera sido construido conforme a las especificaciones, los pernos más críticos hayan fallado luego del paso de 1.25 millones de trenes o aproximadamente 14 años de operación.

“¿Qué significa esto? Que el error de diseño que menciona DNV, el no haber cumplido con la normatividad AASHTO, aún si hubieran estado todos los pernos y soldados correctamente, no hubieran resistido más de14 años”, afirmó.

Inconsistencias en la barrera cuatro

Se acusa que no se realizaron inspecciones rutinarias, pero reconoce que se contrató una inspección topográfica en 2019 y se realizó una revisión en 2020.

Se usa como sustento imágenes de Google View, pese que la empresa Google establece en sus términos de servicio que “puede que las condiciones reales difieran de las condiciones reales”.

En el segundo reporte, DNV mencionó que las deformaciones no eran imperceptibles a simple vista y en el tercer informe dice que sí eran perceptibles.

En el segundo reporte, DNV menciona deflexiones de 7.62 centímetros; sin embargo, no es fundamento para determinar riesgo, dado que la deflexión permisible en el Reglamento de Construcciones del DF, para un claro de la magnitud donde ocurrió el colapso, es de 11.7 centímetros.

La empresa DNV encontró que el manual de mantenimiento no determina metodologías para establecer criterios de  deformación, incluso establece que debe revisarse y corregirse, pero por otro lado, dice que las inspecciones debieron de haber seguido el manual de mantenimiento.

Te puede interesar

Advertisement