Síguenos

¿Qué estás buscando?

febrero 8, 2023

México

UNAM reprime y pisotea a maestros disidentes

El rector Enrique Graue tolera la humillación y el despido injustificado de docentes de la facultad de ciencias.

Redacción Grupo Cantón.

Durante la pandemia de Covid-19, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) dejó de pagar a los profesores durante un semestre, incluso algunos dejaron de percibir sus ingresos hasta por un año.

Lo anterior se denunció a través del movimiento #UNAMnoPAGA, lo que le valió al profesor de la Facultad de Ciencias, Efraín Vega, y de otros miles la rescisión de su contrato.

En exclusiva para Diario BASTA!, el profesor Vega relató que “el movimiento duró como 4 meses y tuvo su origen aquí en la Facultad de Ciencias, porque aquí hubo muchos problemas de ese tipo de falta de pagos”, aseguró.

La UNAM negoció en el caso particular del académico Vega, ya que le ofrecieron apoyo para su persona, administrando algunas redes sociales de la universidad; el profesor rechazó el ofrecimiento y pidió a la instancia educativa que mejor se apoyara a los catedráticos, “porque los salarios son muy bajos, es otro de los problemas que afloró y se empezó hacer pública la información, lo que no le gustó a las autoridades”, detalló Vega.

Frente a la postura de los profesores de buscar salarios justos (ya que algunos ganan 8 mil pesos mensuales, mientras la burocracia dorada de la UNAM cobra hasta 200 mil pesos al mes), la universidad emprendió una campaña mediática para desprestigiar a los académicos vía redes sociales.

“Es una guerra mediática donde nos difaman; incluso llegan a infiltrar chats de información y organización en Telegram”, afirma el profesor. Pero la represión no paró ahí: en marzo de este año la UNAM finalizó de manera unilateral el contrato del proyecto Ciencias TV, y ahora de cara a las vacaciones de fin de año, les fue rescindido a Vega y a Juan Manuel Buchanan sus contratos como académicos en Ciencias.

La universidad busca aplastar a la disidencia a través de denuncias penales por supuestas amenazas, “y porque los hemos seguido a su casa y porque temen por su integridad”; para esto la UNAM se ha valido de tráfico de influencias.

 

Te puede interesar

Advertisement