Síguenos

¿Qué estás buscando?

mayo 26, 2024

Arreando Al Elefante. Columna: Diego Cedillo.
Arreando Al Elefante. Columna: Diego Cedillo.

Voces

Arreando al Elefante | Estimado Creel, ¿no es bochornoso volver a meter los birotes al horno?

4 lecturas

Diego Cedillo

Como seguramente la gran mayoría de todas y todos los mexicanos somos consumidores asiduos de algún tipo de PAN, valdría la pena recordar que este alimento llegó a nuestro continente por salvoconducto de Cristóbal Colón y Hernán Cortés, por ser un elemento básico en la gastronomía española; se presume que Markito Cortés quiere remitirse a esas épocas, para levantar

lo poco que queda de su PAN-adería y lo pueda llenar del esplendor y las “glorias” pasadas. Existen muchas variedades de pan(istas), pero citaré a las más conocidas: LaTelera:seconcibecomounpanlargoy redondo, hecho con salvado y harina. Dicho alimento es la dupla perfecta para envolver ingredientes y crear una torta. Con base en el escritor Marco Buenrostro, se refiere que las primeras torterías en la CDMX se dieron en el siglo XIX, época (seguro) contemporánea a Diego Fernández de Cevallos; más que parecido
a dicho bollo, por aquello de que adentro de su amplia superficie de miga, es perfecto para sostener ingredientes que van desde Acapulco hasta Querétaro, con un toque de adeudo de predial (perdón, fue un lapsus calami); quise decir caviar y salmón con trufas, por aquello de los gustos del Señor.

El Birote: (cuentan) tiene su origen en la Intervención Francesa, con el suboficial Camille Pirotte que intentó replicar algunas baguettes de su natal Bélgica. Historia parecida al frustrado Santiago Creel (hoy resucitado, pues va de diputado plurinominal, ¡obvio!), ya que sus antepasados, curiosamente, vienen de Estados Unidos: Reuben W. Creel, cónsul nombrado por el presidente Abraham Lincoln, dejando como descendencia dos exgobernadores de Chihuahua.

Qué triste ha de ser para Creel Miranda, haber sido quien le hacia la tarea a Vicente Fox (cuando era presidente) y no resultar elegido candidato. Pero peor aún, haber perdido con Felipillo Calderón. Ahora sí que ¡qué oso! Estimado Santi, con 67 años, ¿no resulta bochornoso (ya no por tí, sino por tus antepasados) prestarse al juego de volver a meter los birotes al horno, porque ¿todavía les faltó fuego?

POST-IT. El gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue, tuvo el primer lugar (por fin) en algo. En esta ocasión, ser estado líder por el delito de huachicoleo. ¿Podrá Ricardo Sheffield, en 2022, con su experiencia evitar que “se pasen de rosca”?

 

Te puede interesar

Advertisement