Nadie se lo espera

Nadie se lo espera

Un ejemplo de cómo la gente se hartó del discurso de odio

238
0
Compartir

Analistas políticos aseguran que el efecto presidencial que está sucediendo en E.U. es algo similar a lo que sucedió con la elección presidencial donde Felipe Calderón resultó ser el ganador, robando así las elecciones del 2006, dividiendo al país en fracciones radicales que no estuvieron de acuerdo con esa decisión.

Lo que podría suceder en E.U. durante los siguientes meses podría convertirse en un caos significativo a nivel social y aunque muchas personas están más que contentas por la ventaja de Biden, esto podría traer manifestaciones radicales a las calles en los siguientes días, que puedan mostrar el desconten to de la población.

Trump propició una división evidente en la población gracias a su discurso de odio y aseguran que pronto diversos seguidores del magnate saldrán a las calles para hacer notar su descontento. Los seguidores de Donald Trump forman un número considerable en Estados Unidos gracias al fenómeno que causó este personaje; el “trumpismo” llegó a marcar ciertas tendencias que le hablan a un grupo conservador para golpearlos en sus emociones y de esta manera generar empatía.

Por el contrario, Joe Biden se ha convertido en uno de los presidentes más votados en la historia de todo Estados Unidos y le supo hablar a los grupos indecisos de todo el país, quienes no sabían por quién votar. Cabe mencionar que la campaña de Biden costó 12 billones de dólares y aparentemente esto pudo haber favorecido al candidato. Uno de los puntos que dejaron endeble al candidato Donald Trump, sin lugar a dudas fue el manejo de la pandemia, que en un principio minimizó y después se convirtió en uno de los puntos clave para cuestionarlo sobre su “mal manejo”.