¡Hasta Chabelo le entró al Zoom!

¡Hasta Chabelo le entró al Zoom!

485
0
Compartir

Raquel Bigorra

Bien dice mi querido Jorge Ortiz de Pinedo, que debemos dar gracias los que tenemos amigos, porque gracias a ellos hemos sobrevivido esta pandemia. Y es cierto. Reconforta muchísimo, aunque sea por Zoom, vernos, oírnos, apapacharnos, saber cómo estamos.

Días antes fue su santo y en el chat que tenemos, luego luego se armó la celebración. Le mandé un pastelito del Sanborns, porque es su favorito, y también a Jorge, porque le encantan los postres. Lástima que no pudimos celebrar de manera presencial, cómo acostumbramos, pero es que todos nos estamos cuidando muchísimo.

Sobretodo los Ortiz de Pinedo. Nos contaron que tienen un arco sanitizante en la puerta de su casa, y que su hijo Pedro, y productor de “Una familia de diez”, los cuidó como oro, durante la grabación de la exitosa serie que se transmite todos los domingos por Las Estrellas. También nos compartió emocionado que ya viene la serie del doctor Candido Pérez y el la va a dirigir. ¡Qué maravilla! De esa comedia necesitamos, de la familiar, de la sana. Estoy segura que será nuevamente un exitazo.

Carla Estrada se llevó la transmisión. (Por así llamarle al encuentro vía Zoom). Entró a un spa y seguía con nosotros conectados, mientras le realizaban la sanitizada y luego el tratamiento. Mi Hanny y su marido, muy a gusto, estuvieron brindando con vino y mi madrina Mina nos estuvo presumiendo al guapo de Axel Muñiz, quien no para de hacer música. Y no podía faltar Martha, quien siempre muy entusiasta anda muy activa en el chat.

Mi Tere y Jorge, nos tenían botados de la risa recordando tantas historias de los cabarets. Esa época que ni a mí me tocó vivir, cuando las estrellas de México tenían sus shows en “Los globos”, “El patio”, y muchos más. ¡Qué envidia me dieron! Ya me imagino a la Tere enfundada en lentejuelas y plumas, haciendo los sabrosos pasos del mambo. Y a Chabelo sentado en primera fila, viéndola triunfar.

Contaba Jorge que estos lugares abrían toda la semana y después de salir del teatro, se iba con sus compañeras de elenco,
a disfrutar de las increíbles noches de cabaret.

Quien nos diría que años después, un virus nos quitaría más que esas noches. Nadie se imaginaría que estaríamos todos reunidos a través de una computadora, una tablet, o un celular, brindando a distancia. ¡A gozar que el mundo se va a acabar! Salud para todos. Y celebremos a los que han sabido adaptarse a lo de hoy. No hay imposibles. Ya ven ¡Hasta Chabelo le entró al Zoom! ¡A seguirnos cuidando! y Nos leemos la próxima semana.