Van contra la opacidad de Alfredo del Mazo en el sector salud

Van contra la opacidad de Alfredo del Mazo en el sector salud

1054
0
Compartir
FOTO: CRISANTA ESPINOSA AGUILAR /CUARTOSCURO.COM

Por Mario López

EDOMEX.- Con el fin de transparentar los procesos de adjudicación y las contrataciones del gobierno de Alfredo del Mazo Maza, en materia de salud se proponen reformas al Código Administrativo para incluir la  participación de testigos sociales para evitar actos de corrupción, toda vez que en los últimos años hay muchas obras que quedaron inconclusas y se requieren 980 millones de pesos para terminarlas. 

La diputada Berenice Medrano Rosas, promovente de la reforma  explicó que se busca incorporar la figura del Testigo Social en los procedimientos de adjudicación contenidos en el Código Administrativo que se vinculen con la obra pública, bienes y servicios sanitarios.

De igual forma aquello que se relacionen con los supuestos del artículo 1.67 del Código Administrativo vigente en la entidad como el arrendamiento y enajenación para la prestación de servicios de salud. 

En el estado de México, dijo, se han realizado obras de Infraestructura Hospitalaria en diferentes partes del territorio estatal que lamentablemente en su mayoría han quedado inconclusas y en algunas de ellas simplemente se encuentran hoy en día en “obra negra”.

La legisladora acusó que “entre ocho y once hospitales”  se encuentran inconclusos y “en obra negra”, entre otras causas,  por los efectos de la corrupción que se ha presentado en administraciones anteriores en el sector” salud. 

En los Procedimientos de Contratación Pública relevantes, señaló, por su complejidad, impacto o monto de recursos requieren una atención especial, para minimizar riesgos de opacidad y corrupción, es por eso que el Código Administrativo del Estado de México incorpora la figura del Testigo Social, como un mecanismo de participación ciudadana, por medio del cual se involucra a la Sociedad Civil.

Berenice Medrano Rosas, indicó que los testigos sociales  participarían en algunas obras de infraestructura hospitalaria de “alto impacto social” como son el Hospital de Zinacantepec, con un avance en su construcción del 49.4 por ciento y se requiere un monto  aproximado de 152 millones de pesos para terminarlo.

De igual forma en el Hospital de Zumpango con avance del 60 por ciento y requiere un aproximado de más de 100 millones de pesos para terminarlo, y el Hospital de Cuautitlán, con un avance del 47.7 por ciento y que necesita 140 millones de pesos para concluirlo.

dhm