El T-MEC no es un armisticio comercial

El T-MEC no es un armisticio comercial

451
0
Compartir

DESDE FILOMENO MATA 8

MOURIS SALLOUM GEORGE

@vocesperiodista

25 PRODUCTOS MEXICANOS EXPUESTOS A AMENAZA ARANCELARIA

A lo más que llegan los pueblos pacifistas -como México- es a periódicos simulacros militares, porque saben que las guerras están muy lejos de ser una ficción y cobran sus monstruosos costos.

La aldea global ve con estupefacción la crisis económica universal que fractura el ya viejo orden internacional y la comparan con la Gran depresión de 1929.

La explosión del colapso financiero se atribuye al Covid-19. Algo puede haber de ello. Sin embargo, tanto en los Estados Unidos como en Europa, en la Academia y los medios especializados en Economía y Finanzas, desde hace cinco años advertían que el tsunami se presentaría en cualquier momento y detonante.

Esas conclusiones se formularon con base en el puntual seguimiento de la crisis financiera que se desencadenó desde los Estados Unidos entre 2008 y 2009, en que Barack Obama tuvo que apelar a un acto de Estado interviniendo algunas instituciones bancarias.

En su campaña electoral de 2016, Trump se lanzó a la yugular de los que -desde el extranjero- les roban los empleos a nuestros trabajadores, con dedicatoria expresa a México.

Ya en el ejercicio del poder, a la par de la guerra comercial contra China, Trump, congruente con sus compromisos, lanzó su ofensiva mediante una agresiva política de castigos arancelarios a las importaciones estadounidense, entre ellas las procedentes de nuestro país y de Canadá. En ese entorno, México asistió desde 2018 a las negociaciones y firma del T-MEC, esperando de buena fe que tuviera el valor de un armisticio comercial. No fue así: Aún antes de que ese instrumento entrara en vigor en julio pasado, dos sectores productivos mexicanos sintieron en su cogote La Espada de Damocles sobre casi dos docenas de productos agropecuarios y pesqueros.