No cede el robo a bordo de taxis en CDMX, siete colonias...

No cede el robo a bordo de taxis en CDMX, siete colonias las más peligrosas

877
0
Compartir

Hugo Hernández 

Hace diez días el Secretariado Ejecutivo difundió el reporte de incidencia delictiva del fuero común, durante 2019, en que refiere un crecimiento de la criminalidad, en términos generales y la Ciudad de México no se mantiene al margen pues ocupa el segundo sitio como la entidad más peligrosa del país y la segunda también en percepción de inseguridad.

Uno de los delitos que laceran a la población capitalina es el robo en todas sus modalidades, siendo el robo a bordo de transporte público individual, uno de los delitos que más cotidianamente se cometen en la entidad. Pero lo más grave es que no existe una reglamentación para garantizar la seguridad de los usuarios de ese tipo de transporte.

Es decir, los asaltos a bordo de taxis que se usan por aplicación se han incrementado y es uno de los pendientes en el tema de siniestralidad que existe en la capital, acorde al recuento de las propias autoridades quienes no han podido preservar la integridad de usuarios, pero también de los propios prestadores del servicio.

Conforme al registro anual del Secretariado, en 2019 en la ciudad se cometieron 675 robos a bordo de un taxi o vehículo de transporte público individual. El mes más problemático fue febrero cuando se reportaron 77 hurtos y el más bajo abril con 43; no obstante la cifra puede ser mayor debido a los delitos no denunciados por las víctimas, es decir, la cifra negra que aún persiste entre la población toda vez que no confían en las autoridades.

Y aunque en cualquier sitio de la ciudad puede ocurrir un incidente de este tipo, se considera que las colonias más peligrosas para abordar un taxi, ya sea concesionado o de aplicación, son las siguientes.

En la alcaldía Álvaro Obregón, la colonia más riesgosa es San Jerónimo y la parte proporcional de Santa Fe; en la alcaldía Benito Juárez, está la Nápoles como la más peligrosa; en Cuajimalpa, aparece en primer lugar la colonia Santa Fe; en Cuauhtémoc, las colonias Roma y Condesa se ubican como las más vulnerables para los usuarios de un transporte público individual; y en Miguel Hidalgo, La Escandón y Polanco.

Para el diputado local del PRD, Jorge Gaviño, es urgente que exista un control absoluto por parte del Estado para garantizar seguridad a las mujeres que aborden taxis en la CDMX, pues es la población más vulnerable en ese tipo de transporte.

El diputado del PAN Diego Garrido López dijo que se debe reformar el Código Penal para endurecer las penas por abuso sexual, acoso, secuestro, trata de personas hasta feminicidio cometidos en el sistema de transporte público o en vehículos particulares contratados a través de aplicaciones tecnológicas.