Bailesote

Bailesote

571
0
Compartir
Foto, ilustrativa

R-10

SALVADOR TREJO

puroz1enk5@gmail.com

No cabe duda que los vecinos de Tlalpan traen el santo de espalda; por un lado los trae juidos la pandemia, y por el ostro, funcionarios de esa alcaldía mal dirigida por Patricia Aceves, hacen de las suyas descaradamente y nadie les pone un estate quieto.

Les cuento. Durante esta pandemia, la alcaldía ha repartido despensas y hasta ahí todo iba chido, pero me enteré que cada despensa fue adquirida en 210 pesos y resulta que le inflaron el precio a 450 varos. La compra se hizo por debajo del agua, sin solicitud del servicio del área requirente ni algún oficio de por medio, mucho menos un contrato para la compra. Otra transita tiene que ver con la adquisición de llantas para el parque vehicular de esa alcaldía.

Las patas de hule aparecieron en el almacén y nadie sabe quién las pidió y las recibió, pero los compas que trabajan ahí aseguran que están bien chafas y que fueron adquiridas con sobre precio de más de un melón y medio de varos. También aseguran que a través de un subcomité extraordinario, quieren adjudicar un servicio de mantenimiento del parque vehicular de esa alcaldía, a un costo de 15 millones de pesos, cuando normalmente se gastan 7 melones ¡qué poca! ¿no? Quieren dobletear la tarifa.