Golpe de autoridad

Golpe de autoridad

339
0
Compartir
Foto, internet
Salvador Trejo

La Sonora Santanera de Carlos Colorado dio un golpe de autoridad e hizo historia al convertirse en la primera agrupación del género tropical en ofrecer un concierto pagado vía streaming. Durante un show que tuvo una duración de dos horas, la agrupación comandada por María Fernanda, Andrés Terrones y Gilberto Navarrete, dio muestras de por qué es considerada la primera institución musical en México, en su género.

Los santaneros se enfrentaron a algo desconocido, pues era la primera vez que ofrecían un concierto de esta naturaleza y tuvieron que hacer ensayos desde 10 días antes para que todo saliera a la perfección, sobre todo en la cuestión del audio y video, pues es muy normal que a veces este tipo de transmisiones fallen. Pero todo les salió tan bien que la empresa GNG Entertaiment, propiedad de Gilberto Navarrete y sus socios, ya programaron el siguiente concierto para unos 20 o 30 días.

El costo de los boletos fue de 100 pesos y La Santanera de Carlos Colorado estuvo tocando en vivo para más de 2 mil 500 personas que de paso festejaron a los papás en su día. Otra sorpresa que dieron los intérpretes de La Boa fue el lanzamiento de La Hora de La Santanera en su canal de YouTube, donde se cuenta la historia de la institución por voz de Andrés Terrones, uno de los fundadores de la agrupación. Este proyecto va encaminado a introducir a los seguidores del grupo a otros dos proyectos en puerta que son la obra de teatro y la película de La Sonora Santanera, de los cuales les hablaré después.

A los que no les ha ido tan bien en la promoción del concierto vía streaming que ofrecerán a través de la plataforma Eticket Live el próximo 18 de julio, es a mis compas de la Banda El Recodo, pues muchos de sus seguidores en cuanto se enteraron que iban a cobrar $99 pesos en preventa, $120 venta general y $150 el día del evento, pegaron de gritos y comenzaron a criticarlos duramente en las redes sociales.

Más bien yo creo que los seguidores de El Recodo ya se mal acostumbraron a que todo se los den de a grapa, pero habrá que explicarles que este no es cualquier concierto y requiere de una producción y calidad igual o mejor de los conciertos que ofrece La madre de todas las bandas. También hay que recordarles que los músicos también comen y esta es una nueva alternativa de trabajo, al que le guste que la compre y al que no, pues no pasa nada.