Hasta siempre Rosita Fornés

Hasta siempre Rosita Fornés

538
0
Compartir
Foto, internet
Raquel Bigorra

Una tarde grabando en la XEW, “ Noches de Cabaret “, para TV de noche, la delegada de la ANDA, que siempre estaba en el foro, me dijo que me parecía a Rosita Fornés. “ Tu no has de saber quién era, pero en México fue una cubana que tuvo éxito “ , me dijo. Yo me emocioné muchísimo pues las piernas de la vedette eran famosas en La Habana, y yo traía las mías descubiertas. “ ¿Me lo dices en serio ?“ , le pregunté.

Yo como buena fan de Rosita, me senté a platicar con la “ dele “ , de la artista, que sin duda, me inspiró desde niña. En Cuba, México, en España, Estados Unidos, Venezuela, Puerto Rico, la Fornés triunfó y por varias décadas. Ella nació en Nueva York, pero emigró a Cuba con sus padres españoles a los dos años. Allí se hizo cantante y bailarina. Actuó en operetas, en el teatro musical, en la radio. En México vivió un idilio con Cantinflas y después se casó con el cómico Medel, con quien tuvo una hija. Lo de Cantinflas me lo explicó muy bien la delgada. “ Su padre siempre se opuso a ese romance. Por eso se la llevó de regreso a la Habana. Cantinflas la adoraba, pero no era libre “, me aseguró.

Al lado de Luis Aguilar rodó , “No me olvides nunca”, pero filmó varias películas en tierra Azteca. “El deseo”, “Se acabaron las mujeres”, “Cara sucia”…, fueron algunas de las películas, de la época del cine dorado, que le valieron, no solo el reconocimiento del público pero también el aplauso de estrellas como María Félix y Jorge Negrete. Protagonizó aquí innumerables revistas musicales. Arrasó con los aplausos. Fue así como la Asociación de Periodistas de México la nombró como “ Primera Vedette de México “ y después, como “ La mejor vedette de America ” .

La noche del martes estuve horas en YouTube viendo sus increíbles presentaciones en la televisión mexicana. Me enganché porque había leído en Facebook que Rosita estaba muy malita . Cuando uno es fan, piensa que los artistas nos van a vivir toda la vida. Rosita partió con 97 años este miércoles 10 de Junio. Yo todavía la sigo imaginando en esos musicales de la televisión mexicana, donde ella lucía regia. Era una mujer Elegante, fina, artista. Me maravillé viéndola cantar, bailar, coquetearle a la cámara con esa elegancia que solo Rosita, sabía imprimirle a cada movimiento. En Cuba, de pequeña me llevaban a verla al teatro. Las filas para verla en las zarzuelas, eran tremendas, pues era muy aclamada por el público cubano. Mismo que ahora tendrá la oportunidad de despedirla. Miren que fineza hasta para partir. Falleció en Miami pero su última voluntad fue ser enterrada en Cuba, su patria por elección. Así que cuando me de una vuelta a La habana, iré a Colón a llevarle unas flores. De veras que me considero una admiradora de su carrera, vida y arte. Amó, vivió…se entregó al público y su público a ella.