Un chico castigado y la mejor muestra de compañerismo de la vida

Un chico castigado y la mejor muestra de compañerismo de la vida

198
0
Compartir

Una fotografía que se ha hecho viral en las últimas semanas corrobora que el amor y la lealtad de los perros para con los humanos no tienen límites. En esta ocasión, un enorme mastín inglés le demostró a un niño que los amigos permanecen juntos en las buenas y en las malas.

A finales de enero, Peyton, de tres años, peleó con su hermana de cinco y como castigo sus padres les dieron dos opciones: ir a sus habitaciones o permanecer parados frente a una pared para pensar en lo ocurrido. El pequeño optó por esta última y fue entonces cuando su mascota, Dash, decidió sentarse a su lado y no dejarlo solo en la penitencia.

Jillian Smith, la madre Peyton, vio lo sucedido y no dudó en captar con su cámara la conmovedora escena y compartirla. “Cuando estás castigado y tu mejor amigo no te deja solo”, decía el texto que acompañaba la instantánea en su perfil de Facebook.

Hasta el momento  su entrada en la red social ya había sido compartida más de 44.000 veces y comentadas por más de 3.000 personas.