La muerte en el texto: una reflexión a través de los libros

La muerte en el texto: una reflexión a través de los libros

465
0
Compartir

Ciudad de México.- Esta tarde fue presentada la segunda reimpresión del libro “Literatura y tanatología. Análisis de algunos textos literarios en torno a la muerte” en el Auditorio Cuatro, en el marco de la 41 Feria del Libro del Palacio de Minería, con la presencia de Alejandra López Coria, Gloria Enríquez Marín y la autora del libro, Laura Rustrián Ramírez.

Gloria Enríquez Marín, coordinadora de Extensión Universitaria de la FES Aragón, inició mencionando que “la muerte es una condición humana biológica, todos tenemos miedos y expectativas; es un tema central en el que la profesora Rustrián hace un entretejido maravilloso con otra de las grandes formas de expresión humana: la literatura”.

En el Auditorio Cuatro del recinto ubicado en el Centro Histórico, la autora agradeció la presencia de ambas profesoras y explicó: “Para mí este texto fue toda una experiencia de vida y una experiencia con muchísimas disciplinas, entre ellas, reconozco que la medicina, psicología, antropología y la literatura tuvieron que ver en este trabajo”.

Reveló que El Inmortal, de Jorge Luis Borges, fue uno de los textos que la inspiraron; “en esa búsqueda de la inmortalidad el personaje empieza a vivir siglos y se da cuenta que la inmortalidad es un delirio; más que otra cosa, es un trauma vivir en la inmortalidad”.

Precisó que la tanatología busca evitar el dolor que tenemos todos los humanos, “traté de hacer una relación donde estuviera presente la tanatología relacionándose con la literatura”; y el centro de este texto fue “hablar sobre los mitos, todas las grandes culturas tienen mitos que tienen que ver con lo religioso; aparece el mito porque se cuestiona la muerte y lo que buscamos a través de ellos es una respuesta”.

Concluyó que el libro le hizo darse cuenta que “deberíamos disfrutar la vida, disfrutar todo lo que nos proporcione ésta; si todos somos mortales y finitos, si todos nos vamos a ir un día, tenemos que aprender a disfrutar los momentos que estamos aquí y la literatura nos permite hacer eso”.

También te puede interesar:

Protestan Mujeres en Palacio Nacional