‘Estafadoras de Wall Street’: Adentrándose en el arte del striptease

‘Estafadoras de Wall Street’: Adentrándose en el arte del striptease

334
0
Compartir

“Tan sólo de reproducir en mi cabeza los primeros segundos de ‘Hustlers’, me dan escalofríos…”.

Reseña: Samuel Sánchez.

 

Calificación: Buena (3.5 estrellas de 5)

Escrita y dirigida por Lorene Scafaria, cuyo guión está basado en el artículo “The Hustlers at Scores”, escrito por la periodista Jessica Pressler y publicado en la revista New York Magazine. ‘Estafadoras de Wall Street’ es en esencia un drama/comedia de atraco, situado en la ciudad de Nueva York.

La historia gira alrededor de un grupo de mujeres independientes que se dedican al striptease, quienes después de la crisis financiera del año 2008 ponen en marcha un plan para estafar a sus clientes; en su mayoría corredores de bolsa.
La historia se desarrolla mediante flashbacks, donde una periodista llamada ‘Elizabeth’, interpretada por Julia Stiles, entrevista y cuestiona a los personajes principales: ‘Destiny’ y ‘Ramona’, sobre los eventos ocurridos durante la estafa.
Jennifer López interpreta a ‘Ramona’ una bailarina veterana en un club de striptease y Constance Wu interpreta a ‘Destiny’, la bailarina novata en el club. A quien ‘Ramona’ acoge rápidamente y comienza a enseñar el oficio y las técnicas para obtener la máxima cantidad de dinero de los clientes.

Scafaria logra retratar de tal manera a sus personajes en las diferentes facetas de la vida, no únicamente en el trabajo, colocándolas justo en el lugar y el momento donde la estafa que planean termina por cobrar sentido. Los personajes se sienten reales y tangibles, en una historia llena de excesos en la cual hay siempre una sensación de movimiento, lograda gracias a una dirección feroz de fotografía.
Es una película muy divertida y entretenida que se disfruta fácilmente, con una dirección muy astuta de Scafaria, la cual contiene algunos rasgos de Soderbergh y Scorsese, y comparte un estilo muy similar a “Magic Mike” (2012).

Uno de mis elementos favoritos en la película es la musicalización. Es casi otra actriz de reparto. Emparejar la música para piano de F. Chopin con una rutina de striptease es ciertamente una declaración, y una que no esperaba, pero que al final aprecié enormemente. En general el departamento musical hace un trabajo fantástico.

Tan sólo de reproducir en mi cabeza los primeros segundos de ‘Hustlers’ me dan escalofríos, uno es lanzado a ese mundo de manera brutal y genial. Desde los primeros momentos la película logra engancharte y te sumerge en su mundo sin importar lo que suceda.