Más delitos con uso de gotas

Más delitos con uso de gotas

577
0
Compartir

CIUDAD DE MÉXICO.- En los últimos meses se han disparado los casos de robo, secuestro y homicidio con el uso de estas gotas oftálmicas en la Ciudad de México, toda vez que son de acceso libre y a precios relativamente bajos.

Ante esa situación, el diputado Víctor Hugo Lobo Román solicitó a las autoridades del sector salud clasificar como medicamento controlado las gotas oftálmicas que contienen tetrahidrozolina y ciclopentolato, producto utilizado por muchos delincuentes para robar o asesinar a sus víctimas.

Basta una dosis de tres a 6 gotas en cualquier bebida para provocar somnolencia, pérdida de la voluntad, pérdida de la memoria, estado de coma y eventualmente la muerte.

“En 2017 conocimos de la banda de las ‘Goteras’ y posteriormente de las ‘Goteras VIP’, una banda de sexoservidoras que cometieron más de 100 robos siguiendo el mismo patrón de enganchar a sus víctimas en los bares y cantinas, adormecer a sus víctimas con gotas oftálmicas en sus bebidas, trasladarlos a sus domicilios y despojarlos de us pertenencias”.

Lobo Román recordó el caso de Pablo González Kúsulas, hecho que conmovió a los capitalinos, pues se trató de un excelente estudiante de la universidad Berkeley, California, EU, donde concluyó su maestría y en su estancia en la Ciudad de México, fue asesinado por un taxista que utilizó gotas oftálmicas para robarle sus pertenencias.

El vicecoordinador del PRD, comentó que cualquier persona, incluso menores, pueden adquirir a precios muy bajos este medicamento que ha sido el instrumento de los delincuentes.

Especialistas advierten que beber gotas para los ojos, de forma intencional o accidental, produce niveles sanguíneos tóxicos. Cuando se usa en los ojos, de acuerdo con las indicaciones de uso para reducir el enrojecimiento, no se absorbe sistémicamente en cantidades que puedan llegar a niveles de toxicidad.

Debido a su pequeño tamaño, inclusive dosis tan bajas como de 1 o 2 mililitros pueden ser tóxicas para cualquier adulto. Agregar estas gotas en la bebida para sedar a las víctimas es muy común, y son pocos casos los que se denuncian.