Gobernadores y súper delegados

Gobernadores y súper delegados

807
0
Compartir
Eduardo Betancourt

UNA DE LAS FORMAS DISTINTAS DE GOBERNAR DE LÓPEZ OBRADOR…

… ha sido la de eliminar a delegados de las distintas dependencias federales que se desempeñaban en las entidades federativas.

De la anterior manera, cada secretaría de Estado y los diversos organismos descentralizados enviaban a un virrey en los estados de la Federación. Así, la Secretaría de Hacienda, la de Educación, la de Obras Públicas, el ISSSTE, el Seguro Social, etc. Nombraban a un representante, mismo que era un incentivo para la corrupción, pero lo más grave, para un impactante crecimiento burocrático. Se daba el fenómeno inclusive, como es natural, que los empleados de esos organismos federales tuvieran mejores sueldos y prestaciones que los empleados estatales, dándose por tanto una grave injusta e irregularidad.

De la anterior manera, por ejemplo, en la Secretaría de Turismo, se nombraba un delegado de la dependencia federal, pero también el estado contaba con un Director de Turismo y en el mismo tenor los municipios contaban con un funcionario que atendía la misma actividad. Toda una burocracia e ineficacia absoluta.

López Obrador decide acabar con los delegados de las dependencias y unifica en uno solo la representación federal. Esto provoca un sismo político en el país, se considera que se está llegando a su fin con el federalismo, que el Súper Delegado, como se le llamó al único representante del gobierno federal, le haría una competencia al gobernador en turno.

Los Súper Delegados pueden ser motivo de queja, pero al mismo tiempo constituye una esperanza para supervisar a los pillos gobernantes locales.