Ya se notan los cambios

Ya se notan los cambios

339
0
Compartir
ARCHIVO
Galileo Galilei

PARA UNA CDMX TRANQUILA, NO SE ESCATIMAN LOS ESFUERZOS

El Gobierno de la Ciudad de México, a través de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, no escatima esfuerzos para meter en cintura al hampa organizada y no organizada.

Es cierto que los delincuentes no duermen y los cobros son a través de cegar vidas y por eso los ajustes de cuentas se perciben en algunos puntos de la capital, pero el secretario de Seguridad Ciudadana, Jesús Orta Martínez, ha dejado bien claro que va por una ciudad tranquila y en paz y que para ello, no escatimará recursos materiales y humanos.

Los cambios de mandos y directores de sectores son parte de esos esfuerzos.

Por lo pronto los delitos de bajo impacto se notan a la baja, pero no tiene contentas a las autoridades, pues la apuesta es acabar con los cárteles y retomar el control, con propósito de llegar a ese lugar santuario que era la Ciudad de México antes de 2012. Que así sea.

RORMO TAMBIEN LE APUESTA A LA SEGURIDAD Y AL MEDIO AMBIENTE

El alcalde de Miguel Hidalgo, Víctor Hugo Romo, conoce cuál es el talón de Aquiles de la demarcación que gobierna, y por eso sus esfuerzos están concentrados en combatir la inseguridad en aquellas colonias consideradas como focos rojos.

De la mano de la Secretaría de Seguridad Ciudadana puso manos a la obra, independientemente de los programas de obras públicas y sociales para generar empleos, rescatar espacios públicos y ponerlos en manos de los habitantes.

Adicionalmente aporta su granito de arena para ayudar al medio ambiente con la utilización de medios de transporte no contaminantes que son amigables con la ecología. Enhorabuena.

CHIGUIL NO SE QUEDA ATRÁS

Despacio que voy de prisa. Así sucede con el alcalde de la Gustavo A. Madero, Francisco Chíguil Figueroa, quien no descansa para poner en orden todo el desastre que le heredaron incluida la inseguridad.

Lejos de lamentarse, se puso a trabajar principalmente en las colonias con registros de mayores índices delictivos en diversos programas sociales para contenerlos y descenderlos.