Vikingo, por su segundo aire

Vikingo, por su segundo aire

530
0
Compartir

Las Vegas, Nevada.– Víctor Terrazas se aparece por el MGM, y para nada pasa desapercibido, pues en sus años mozos, cuando pudo brillar en el boxeo, se calzó el campeonato Gallo del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

Y lo que son las cosas, de camino al Pesaje de Canelo vs Jacobs en la T-Mobile Arena, reyerta que ya es historia, El Vikingo se topó en su camino a Fernando Montiel.

“Un aficionado me pidió una foto, y en eso iba pasando el Kochulito, y se la tomó con los dos, tuvo suerte el vato, imagínate que estampa”, cuenta en entrevista con Grupo Cantón el pugilista tapatío.

Y es que Terrazas precisamente se coronó venciendo al de Los Mochis, Sinaloa, Montiel, y después, cuando más figuraba en el mapa boxístico, hizo una defensa exitosa del cinturón verde ante otro que pudo ser icónico en el deporte de los puños azteca, Cristian Mijares, y se sumó a otras más.

Sin embargo, por algunas complicaciones con la salud, el jalisciense, aún con las huellas de una batalla distinta, en otra de sus reyertas tuvo que dejar su título en la cintura de Leo Santa Cruz, y ya nada volvió a ser igual.

“Me afectó mucho, tuvieron que operarme, y la realidad es que pierdes ritmo y te enfocas en otras cosas, desafortunadamente en mi mejor momento pasé por todo eso, pero dicen que por algo suceden las cosas”.

Hoy, siendo un habitante más de Las Vegas, Nevada, en donde trabaja en tareas que tienen que ver más con darle mantenimiento a las calles, el exmonarca revela que está en pláticas para regresar a pelear, después de un tiempo de inactividad, pues confía en que puede volver a los grandes planos y tal vez realizar algunos combates que le brinden una despedida digna de los cuadriláteros.

“Estuve platicando con Abner Mares, y en corto me dijo si me animaría a pelear, y obvio sería una excelente oportunidad para volver a ponerme los guantes.

“Yo sigo entrenando acá, porque mi intención es realizar al – gunas peleas, pero pienso que aún podría pegarle y volver a ser campeón del mundo, porqué no”, agrega.

De hecho, aprovechando que Mauricio Sulaimán estuvo durante la batalla entre Saúl Álvarez y Miracle Man, Terrazas aprovechó para charlar con el presidente del CMB, con miras a recibir el aval para reactivarse.

ESTO ES SU VIDA

Con 36 años a cuestas todo apuntaría a que estar con la familia es el escenario idóneo; sin embargo, Víctor se sincera y comparte “que es complicado alejarme de todo esto”.

“Es difícil, surge la espinita y las ganas de volver a estar en las grandes carteleras, yo sigo preparándome, quiero retomar todo lo buen boxeador que fui, y siempre estoy inmerso en este mundo, ya sea entrenando a chavos, o hasta siendo analista en algún canal de televisión de aquí”.

Dos nocauts, ambos con un gancho al hígado en el segundo y tercer round, ante Eduardo Rocky Hernández y Joseph Díaz Jr, respectivamente, pudieron ser el punto final a una carrera que tuvo sus momentos de gloria, pero la intención es clara: “Quiero regresar, me estoy poniendo en forma para hacerlo”.

‘SUEÑO AMERICANO’

Problemas de inseguridad que pudieron pegar de manera di – recta en el aspecto familiar, obligaron al Vikingo a abandonar el país y radicar en Estados Unidos.

Sin ser tan puntual o explícito, por obvias razones, explica “que en México ya está muy feo, pero gracias a Dios tuve la posibilidad de venirme para acá con toda mi familia”.

Con el plan de que reactivaría la actividad que lo ayudó a salir de las drogas cuando era más joven, hoy tiene para presumir su progreso en el vecino del norte.

“Voy a trabajar para el gobierno de esta ciudad, pero sin des – cuidar toda mi disciplina, pues estoy bastante motivado con volver, y no descansaré hasta lograrlo”, finaliza.