Cuida tu piel de los rayos UV

Cuida tu piel de los rayos UV

548
0
Compartir
(Internet)

El sol, elemento natural tan amado, sin embargo, la exposición sin protección solar puede ser muy perjudicial.

México.- Es importante evitar la aparición de los llamados eritemas, caracterizados porque nos ponemos rojos, siendo éste el paso previo a una de las posibles quemaduras de mayor gravedad. El sol puede generar gran diversidad de trastornos en la piel como el indeseado cáncer de piel o el envejecimiento prematuro de la misma.

Además, podemos sufrir problemas en la vista e inhibición del sistema inmunitario. Hay que destacar estos riesgos incluso cuando no tienen nada que ver con los protectores solares porque hay que avisar de los riesgos de no protegerse ante el sol como de cuánto es recomendable estar bajo su yugo. Es recomendable no estar bajo el sol en los momentos en los que éste se encuentre más elevado.

Por supuesto, esto es imposible en la playa ya que este rango horario va desde las 11 de la mañana hasta las 5 de la tarde.

Por ello, lo razonable es abstenerse de él entre las 14 y las 16. ¡Mejor irse a comer! Además hay que añadir que se considera que hay una exposición alta al sol cuando llevamos más de cinco horas frente a él, así que no olvides refugiarte bajo la sombra por mucho que te hayas ido a tomar el sol todo el día.

11 consejos que te pueden servir.

1.-Nunca exponerse al sol sin aplicarse previamente un protector solar.

2.-Usar protector resistente al agua.

3.-Se puede tomar un poco de sol sin protector en horas tempranas en forma gradual.

4.-Quitar las impurezas de la piel para recibir los rayos del sol.

5.-Beber agua en abundancia antes, durante y después del sol.

6.-Usar sombreros o gorros para caminar por la playa.

7.-Aplicar protector solar también en días nublados.

8.-Los desodorantes y perfumes pueden causar reacciones alérgicas y manchas.

9.-Consumir alimentos con betacaroteno.

10.-Las superficies reflexivas (arena, nieve, cemento, agua) pueden potenciar la luz del sol.

11.-Si se está tomando alguna medicación, preguntar al médico.