Aprendiendo a ser resiliente

36

El significado de resiliencia, según la definición de la Real Academia Española de la Lengua (RAE) es la capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas; pero en psicología añadimos algo más al concepto de resiliencia: no solo gracias a ella somos capaces de afrontar las crisis o situaciones potencialmente traumáticas, sino que también podemos salir fortalecidos de ellas.

La resiliencia implica reestructurar nuestros recursos psicológicos en función de las nuevas circunstancias y de nuestras necesidades. Así, las personas resilientes no solo son capaces de sobreponerse a las adversidades que les ha tocado vivir, sino que van más allá y utilizan esas situaciones para crecer y desarrollar su potencial.