Claudia y Billy, aniversario en Hawái

5215
Claudia y Billy están disfrutando de la vida. Foto: Especial
Raquel Bigorra

Bodas de algodón están celebrando Claudia Álvarez y Billy Rovzar. Se fueron a Hawái y no han parado de postear sus mejores momentos juntos en esa maravillosa isla.

Hay que inspirarnos en esta pareja de guapos para recordar que al amor hay que celebrarlo siempre.

Sabemos que el año más difícil es el primero. La convivencia no es fácil y después de una flamante boda uno cree que se va a casa con el príncipe azul. Después descubrimos que si dejan la tapa del excusado arriba, la pasta sin tapar; si toman directo de los tetrapacks del refri, eructan o se les salen flatulencias; si se rascan sus partes, es lo de menos.

Difícil cuando tras una discusión ellos se encierran en su caparazón y nosotras estamos listas para continuar el combate. Se les olvida la fecha de aniversarios, importantes celebraciones y hasta el día de nuestro cumpleaños. Nos sentimos decepcionadas.

Qué alegría me da que vivan su gran amor. Foto: Especial

Billy y Claudia, ya pasaron la peor etapa, la de la adaptación. Están entrando justo donde las mariposas en el estómago comienzan a desaparecer. Que para mí es peor que la primera. Por eso es tan importante sorprender a nuestra pareja, escaparnos lejos, olvidarnos del celular, de la costumbre, y echar a andar la imaginación. Ponernos románticos y escribir mensajes de amor como si nos hubiéramos casado con Romeo o Julieta.

Bien por esta pareja de guapos que lucen radiantes y muestran su amor en Hawái. Bien por los tórtolos que deciden compartir su felicidad con los mortales, que vaya inspiración que luego necesitamos.

Piense que en su matrimonio ahí la lleva. Vuélvase loca. ¿No le alcanza para sorprender a su marido con un viaje a Hawái? Lléveselo a las trajineras. En un parque saque el mantel de cuadritos y compartan una torta de jamón. Sean felices, celebren. No necesitamos aniversarios, necesitamos iniciativa, creatividad.

Vaya felicitación desde aquí para Billy y Claudia, quienes están también triunfando en el teatro non La obra que sale mal. Pero por lo visto en su matrimonio todo sale bien. Y vivieron felices para siempre, gracias a El manual de la buena esposa.