Entre Líneas / @danielh_moncada

 

Ojalá fueran más las senadurías ciudadanas o independientes las que remarcaran la intención de este texto, sin embargo, continuamos bajo el régimen político de la partidocracia mexicana.

Aún no se tiene una representación clara de los intereses de las mayorías en el Senado y en la Cámara de Diputados, empero, los políticos legisladores actuales, pese a ser emanados, casi todos, del Partido Revolucionario Institucional en su época de oro, son quienes están dispuestos a presentar un recinto legislativo diferente, a la opinión de los ciudadanos.

Ya no es el PRI el que abarca la mayoría en el poder legislativo, ahora es Morena, y lo que buscan es cambiar la narrativa en la que se involucra la ciudadanía con la forma de hacer política, de crear leyes en beneficio de “todos los mexicanos”.

Ejemplo de ello son las acciones por parte de Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política y coordinador del grupo parlamentario de Morena en el Senado de la República. A través de las redes sociales oficiales del Senador, manejadas por un equipo de jóvenes, se invitó abiertamente a la ciudadanía para ser observadores de la 4ta transformación en persona.

El día de hoy en el Senado, con un ambiente diferente a las legislaturas anteriores, entre la gran afluencia de ciudadanos, activistas y universitarios visitantes, Ricardo Monreal, posterior a la inauguración de la exposición Una mirada al 68, en una breve reunión con sus 30 invitados en la sala de juntas del grupo parlamentario que encabeza, refrendó que se seguirán aprobando leyes, como la de recién publicación en el Diario Oficial de la Federación, que decreta que nadie puede ganar más que el presidente de la república, así como la eliminación de las pensiones a los expresidentes. 

Además, Monreal presumió a sus invitados, profesionistas y trabajadores de diferentes latitudes del país, que se continuará sentando la base jurídica desde el poder legislativo, manteniendo su autonomía, para que el próximo presidente constitucional, Andrés Manuel López Obrador, pueda trabajar en su proyecto de nación.

Habrá que esperar para saber cuál será el camino que tomará realmente la 4ta transformación: si se logra eliminar cada vez más la brecha de la desigualdad social, política, económica e incluso cultural de la población mexicana, o si sólo es un cambio de forma y no de fondo.

Piense y genere su propia perspectiva.