Al Santo… de cabeza

11

Ciudad de México.– Defensa cumplidora, muy eficiente, y un ataque letal, con tintes de espectacular, fue la última versión que presentaron los New Orleans Saints en la 2017-2018, y para el próximo curso se espera que las cosas cambien, pero siempre para bien.

Con una marca de 11-5, los alguna vez Campeones del Super Bowl, ya instalados en la Postemporada, en la Ronda Divisional, sucumbieron 29-24 ante los Minnesota Vikings, en el U.S. Bank Stadium, escenario en donde también, semanas después, se disputaría el Súper Domingo más reciente.

Pero esa experiencia, nada despreciable por cierto, podría ser el vitamínico para que, al menos en este año, la organización pueda colarse hasta la Final de la Conferencia Nacional (NFC).

La edad de sus piezas importantes parece agotar su tiempo, porque se perfilan apenas justos para intentar llevarse el título de la NFL, o después será demasiado tarde.

En la División Sur, que la última campaña se llevaron los Santos, por encima de los Carolina Panthers, aunque con marca idéntica, para la siguiente temporada perfilan un duelo también con este equipo, aunque Atlanta podría meterse a la pugna, pues ha mantenido el buen juego.

Sean Payton, como manejador, seguramente pondrá en el campo un plan de juego coherente y que sea el perfecto para sus muchachos.

En los controles, teniendo a un tipo como Drew Brees, la ofensiva parece estar garantizada, porque antes de preocuparse por su veteranía, está claro que tiene una sapiencia envidiable. La batalla entre Saints, Falcons y Panthers por llevarse la NFC Sur será uno de los mayores atractivos de la Liga en 2018.