En modo pony

LOS COLTS TUVIERON UNA MARCA POBRE EL ÚLTIMO AÑO Y, AUN CON NUEVO HEAD COACH, EN LA PERSONA DE FRANK REICH, APUNTAN A UN ESCENARIO SIMILAR DURANTE ESTA CAMPAÑA

11

Ciudad de México.– Dicen que el hilo siempre se rompe por lo más delgado, y esto fue lo que sucedió en los Indianapolis Colts, pues la dirigencia decidió contratar al head coach Frank Reich, con la intención de darle otra tonalidad a un proyecto programado a largo plazo.

Los Potros, que en la campaña 2017-2018 rubricaron una pobre marca de 4-12, igualados con los Houston Texans en el Sur de la Conferencia Americana (NFC), aunque con mejores estadísticas, no lucen competitivos para este periodo.

De hecho, su roster se perfila como uno de los de menos talento en la NFL, por lo que será realmente milagroso el poder ver al final de la temporada un récord ganador para la franquicia.

Sin embargo, dentro de los malestares o los presagios negativos, por ser un equipo en auténtica reconstrucción, en el lado positivo está el regreso de su quarterback estelar, Andrew Luck, con quien siempre habrá más opciones de pelear en los juegos en busca del triunfo.

El panorama se complica cuando en esta zona se enlistan a Jacksonville Jaguars y Tennessee Titans, que punto y aparte, estarán peleando los puestos que dan Playoffs.

Y las dudas se acrecientan al hacer referencia al nuevo entrenador, quien aun cuando viene de ser coordinador ofensivo con los Campeones de la Liga, los Filadelfia Eagles, tiene nula experiencia estando a la cabeza, y su staff está en igualdad de circunstancias, todos son novatos y estarán haciendo su presentación en la 2018-2019.

Nick Sirianni es el coordinador ofensivo, Matt Eberflus el defensivo y Raymond Ventrone el de equipos especiales. Con la incursión en la primera ronda del guardia ofensivo Quenton Nelson, se espera que éste haga una buena mancuerna con el centro Ryan Kelly. En ataque, aunque dejaron ir al corredor Frank Gore, esperan que la dupla Nelson y Kelly ayude a Marlon Mack y Nyheim Hines en el juego terrestre. Puede ser un mejor ciclo para los Colts el próximo; sin embargo, podrán esperarse dos victorias más, respecto a lo hecho anteriormente, para terminar con marca de 6-10, insuficiente para estar en la Postemporada.