Capitán Rodgers al rescate

DESPUÉS DE UNA LESIÓN QUE LO ALEJÓ DE MÁS DE LA MITAD DE LA TEMPORADA PASADA, EL MARISCAL DE CAMPO DE LOS GREEN BAY PACKERS REGRESA PARA LLEVAR A SU EQUIPO A LA CIMA

13

Ciudad de México.– El año pasado los Green Bay Packers sufrieron un golpe imprevisible en la Semana 6, cuando enfrentaron a los Minnesota Vikings en el U.S. Bank Stadium.

Apenas en el primer cuarto, el quarterback de los Empacadores, Aaron Rodgers, fue tacleado por Anthony Barr al momento de intentar lanzar un pase y cayó sobre su hombro derecho.

El mariscal de campo fue retirado del terreno para una mejor revisión del golpe, pero antes de culminar el encuentro fue el mismo equipo de Wisconsin el que confirmó la fractura de clavícula, que marginó a Rodgers de jugar el resto de la campaña.

Antes de la lesión, los Packers tenían marca ganadora con cuatro triunfos y una sola derrota, tras la ausencia del Capitán Rodgers, perdieron ocho, incluido el fatídico encuentro ante los Vikingos de los once compromisos restantes con Brett Hundley en los controles.

Ya sin molestias en el hombro, el dos veces MVP de la NFL regresa para colocar de nueva cuenta en el mapa al equipo de Green Bay como contendiente al título, después de perderse los Playoffs el año pasado.

En su vuelta, el pasador contará con nuevas armas, como la llegada del ala cerrada Jimmy Graham; el regreso a la querencia del esquinero Tramon Williams, además de contar con el receptor abierto Davante Adams, quien cobrará más relevancia en la elección de jugadas ante la salida de Jordy Nelson.

En el ataque terrestre, resaltan las adiciones de Jamaal Williams y Aaron Jones. Sin olvidar que la elección en el Draft del tackle izquierdo David Bakhtiari, es para brindarle mayor seguridad, y por ende tiempo en cada jugada a Rodgers, pues será el encargado de proteger el lado ciego del lanzador.

De esta forma el jugador insignia de los Packers está listo para retomar el camino ganador del equipo esta temporada.