¿Negocio en pareja?

8640
Raquel Bigorra

El 80% de las personas que emprenden un negocio fracasan. Es importante conocer este dato para poner especial interés a toda la información necesaria que nos conduzca al éxito. Debes conocer del negocio que traigas en la cabeza.

Algunas personas eligen hacerlo en pareja y vaya que tiene grandes ventajas. Pero también algunas desventajas.

Encontrar un socio comercial no es nada fácil, si lo encontramos en casa, que maravilla. Mi hermano y mi cuñada, por ejemplo, tienen un negocio juntos y tienen muchísimo éxito. Mis productores de televisión por muchos años son pareja también. Si algo les he aprendido mirando de cerca la relación de ambos es que, gracias a que cada quien, está muy claro de cuál es su función, logran hacer un trabajo en equipo. Cada cónyuge aprovecha al máximo su potencial.

Por suerte les fue bien, en caso de que hubiera sido lo contrario es poner todos los huevos de la familia en la misma canasta. Ojo, es importante tomar este punto en cuenta.

Me han dicho que cada cierto tiempo evalúan el desempeño, retos cumplidos, metas alcanzadas. También evalúan el crecimiento, para saber y tener claridad sobre lo que no está funcionando y lo que a la otra persona le parece que no está funcionando también.

Así como las grandes corporaciones realizan evaluaciones periódicas de sus empleados, es importante hacerlo si la pareja también es comercial.

Es hermoso emprender en pareja porque se fortalece la confianza, el apoyo y la autorealización cuando llega el éxito. Si fracasan ahí les encargo cómo se puede tambalear la relación. Es por ello que es mucho más probable que tenga mayor éxito una pareja que lleve años juntos y decida emprender. Los lunamieleros tienen menos tolerancia a la frustración.

Solemos mezclar la parte personal con la profesional, es por ello que es tan importante tener todo por escrito. No importa que confíes en tu pareja con los ojos cerrados. Lo correcto es que legalmente tengan ambos conocimiento total de los movimientos financieros de la empresa. Desde el pago de nómina hasta pago de impuestos.

No importa que tu especialidad sea otra área, ambos deben estar claros en los estados financieros y tener independencia también. Dialoguen antes de emprender. Pónganse de acuerdo como van a constituir la empresa y cómo van a ser repartidas las ganancias. Pero sobretodo separa tu trabajo y tu vida personal. En casa, asegúrate de que se tratan como una pareja sentimental y no como colegas. Adelante caminante. Si tú y tu pareja comparten una idea increíble que los pueda llevar al éxito financieramente, adelante. No se queden con las ganas, por miedo a fracasar. Sigan estos consejos y vivieron felices para siempre gracias a El manual de la buena esposa.