Televisa acaba con privilegios

8870
Lupita Reyes

Parece que la televisora de San Ángel está dispuesta a terminar con las exclusividades y razón no le falta, porque se trata de ahorrar a como dé lugar. Lo que sí es que deberían analizar quién merece seguir teniendo un sueldo mensual fijo y quién no. Hay actores, productores y escritores que trabajan continuamente, esos me parece que debieran continuar con ese privilegio. De quienes pueden prescindir, es de aquellos que lo único que hacen es ir a principio de mes a cobrar solamente y hay quienes ni eso hacen, ya que solo extienden una carta poder ante el notario público, que permite de manera legal que otra persona realice el trámite en la caja.

La continuidad laboral en Televisa es muy sencilla de calcular: cuántos años tiene cobrando una exclusividad, contra el número de programas en los que ha participado. Si el empleado tiene un promedio de un programa por año, merece seguir bajo ese esquema. Pero si en tres años no hizo nada, quiere decir que le pagaron por estar en su casa haciendo todo menos productivo a Televisa. Otro aspecto a considerar es que toda compañía debe preparar a nuevo personal, simple y sencillamente por el paso del tiempo. Si Ernesto Alonso y Valentín Pimstein, vivieran, ambos tendrían más de noventa años y la lógica indica que por edad solamente, sus facultades estarían mermadas. Pues lo mismo va a pasar en su momento con los demás, así que más vale que la empresa de Emilio Azcárraga vaya pensando quiénes serán los que en unos años escribirán, actuarán y producirán lo que salga en la pantalla chica. No vaya a ser que por dejar libres a los que ha venido preparando por años, luego no tenga a quien dejar al frente del changarro.