De revolcadero para el mundo

EL SURFISTA MEXICANO HA LABRADO SU HISTORIA CON ESFUERZO Y SACRIFICIO SOBRE LAS OLAS

39

Ciudad de México.– Rey Hernández es originario de Acapulco, Guerrero, en donde desde muy pequeño conoció el Surf, deporte del que se apasionó por su cercanía a la playa Revolcadero.

“La verdad le doy gracias a mi mamá, ella ha trabajado mucho tiempo en la playa y me llevaba desde muy pequeño, yo le cantaba a los turistas, veía a mi amigos surfear y quería ser como ellos, aprender a surfear, practicar el surf y a los nueve años aprendí. Nunca imaginé viajar y estar donde estoy ahora”, confiesa Rey en entrevista para Grupo Cantón, quien a muy temprana edad inició un andar exitoso en el deporte acuático.

“A los 10 u 11 años comencé a competir en los torneos locales, luego en los estatales, después en los nacionales, comencé a ganar torneos y subirme a los pódium.

“Mi primer Mundial de Surf fue en Ecuador en 2014 yo tenía 14 años y decía: ‘wow yo quiero estar aquí, echarle ganas y representar a México”, revela.

Parte importante en el desarrollo del acapulqueño fueron tanto sus padres, como su padrino, quien hizo los sacrificios necesarios para acompañar al joven surfista a las competencias, cuando los progenitores de Rey no podían.

“Mi padrino Ernesto Trujillo Román me apoyó desde muy pequeño, él se pagaba su viaje, a los 11 años fui Campeón Nacional en categoría infantil, me gustaba competir contra los más grandes, incluso quienes tenían 18, 19 años”.

Desde pequeño, Rey le cantaba a los turistas en la Playa Revolcadero, para ganarse unos centavos, que él mismo se gastaba en refrescos o comida, esa experiencia, le enseño a Hernández a trabajar para mantener su sueño, pues el surf es desgastante económicamente hablando.

“Es muy caro y gracias a mis papás, logré viajar a Portugal, Japón, Costa Rica, y me siguen apoyando como en estos momentos que no tenemos patrocinio.

“Ahora trabajo también dando clases y rentando tablas de surf, alquilando cuatrimotos o como prestador de servicios para turistas, con lo que saco para poder ir a los torneos nacionales, y así lo poquito que voy ganando se invierte para poder ir a las competencias internacionales, mi sueño es ser Campeón Mundial del Surf Open League que es donde están los mejores surfistas del mundo EJEMPLO Rey lo tiene claro, quiere ser el mejor, quiere evocar a Jhony Corzo, Campeón Mundial de Surf en Francia 2017.

“Muchos jóvenes quieren ser como él, seguir ese camino, el surf te lleva a un camino muy bueno, es un sueño para todos, también para mí”.

SUEÑO OLÍMPICO

El surf se convertirá en deporte olímpico para Tokio 2020, por lo que los practicantes de esta disciplina como Rey Hernández, ya tienen la mira puesta en la justa por excelencia.

“Me gustaría representar al país, dando todo por México en Tokio, para llegar ahí se necesita competir en los Panamericanos 2018, que serán en Perú y dependiendo del ranking que tengas puedes ir a las Olimpiadas”, acepta el joven de 19 años recién cumplidos, quien tiene clara su meta.

“Quiero ser campeón olímpico, me lo voy a proponer echándole ganas, competiendo contra los mejores; tener una medalla sería lo más increíble para mí y competir contra los mejores del mundo”.

OLAS GIGANTES EN PUERTO ESCONDIDO

Después de una larga espera, pues el estado del tiempo no era el adecuado en la costa de Oaxaca por la presencia recientes de huracanes, se disputó el Campeonato Internacional de Olas Gigantes dirigido por la leyenda del surf, Gary Linden y organizado por la Surf Open League.

El pasado fin de semana, Puerto Escondido fue la sede de uno de los certámenes de olas gigantes más prestigiosos del mundo, por el poder de las ondas marítimas en la playa de Zicatela y el grado de riesgo.

México, un país privilegiado, con playas maravillosas, tuvo en Zicatela el marco perfecto de este magno evento. Olas de más de seis metros de altura hicieron que los participantes del Puerto Escondido Cup se lucieran con los espectadores, quienes ovacionaron a cada uno de los participantes que libraron con maestría las olas con su tabla de surf.

Gary Linden logró reunir a 30 competidores internacionales, seis de ellos eran mujeres, por lo que por primera ocasión se les dio la oportunidad a las féminas de participar en un certamen de estas características.

Por parte de los nacionales, hubo 12 elementos, incluida una mexicana, Isabelle Leonhardt, quien maravilló a lo presentes y culminó en la segunda posición. En la rama varonil, los aztecas: Jimel Corzo y Angelo Lozano, hermanos de Jhonny Corzo, Campeón Mundial de Surf, se subieron al pódium en el segundo y tercer lugar respectivamente, por delante de los también connacionales Sasha Donnanno y Jafet Ramos.