Así vota el crimen: van 94 muertos

Un estudio de la consultora de riesgo Etellekt refiere que desde el arranque de la contienda se han registrado 305 agresiones

50

Ayer, el exsecretario general de la ONU, Kofi Annan, puso el dedo en la llaga: afirmó que la violencia criminal es una amenaza seria a las instituciones y a la democracia.

En una conferencia magistral que dictó en el INE, Kofi Annan insistió en que son varios los retos emergentes en el proceso electoral de México, entre ellos la seguridad, que involucra tanto a las autoridades nacionales como locales.

Y es que hasta la fecha, los atentados a candidatos a cargos de elección popular se han recrudecido, registrándose 305 agresiones directas e indirectas, en 30 entidades del país, desde los últimos ocho meses.

En este sentido, la consultora en análisis de riesgo Etellekt elaboró un mapa de violencia política en nuestro país, y los resultados son más que alarmantes.

LOS NÚMEROS DEL TERROR

El análisis de la consultora, con datos actualizados al 8 de mayo, determina que de las 305 agresiones registradas en prácticamente todo el territorio nacional, durante los últimos 8 meses, el 72 por ciento fueron dirigidas contra políticos de oposición con respecto a los partidos gobernantes en el ámbito estatal.

Los ataques han registrado resultados funestos: 93 políticos asesinados (más uno que fue asesinado una vez que se terminó el estudio, José Remedios Aguirre, candidato de Morena a la alcaldía de Apaseo el Alto, Guanajuato)), 35 de los cuales eran precandidatos y candidatos, además de autoridades electas y dirigentes partidistas municipales.

De igual forma, 44 familiares de actores políticos también fueron asesinados. Aún más, desde que arrancó el proceso electoral, el 8 de septiembre de 2017, y hasta el 8 de mayo de 2018, se han contabilizado un total de 266 agresiones contra políticos.

Y se han dado 39 atentados en contra de familiares de políticos, lo que suma 44 familiares asesinados, en su mayoría de primer y segundo grado. Los datos de Etellekt detallan que de las 305 agresiones directas e indirectas en contra de políticos y familiares, se registraron en 30 entidades federativas y 222 municipios.

La misma fuente refiere que en un mes, del 8 de abril y al 8 de mayo, se registró un total de 102 agresiones en contra de políticos y familiares, lo que significa un aumento del 67 por ciento en el número de agresiones respecto a marzo.

Y en el mismo lapso, 15 políticos más fueron asesinados. De acuerdo al conteo, de los 93 políticos asesinados, 28 eran precandidatos o aspirantes a puestos de elección, 11 de ellos al mismo tiempo eran alcaldes, exalcaldes, regidores, diputados y dirigentes partidistas; siete de ellos eran candidatos con registro, de los cuales 2 eran alcaldes con licencia.

Al cierre de la edición, 35 precandidatos y candidatos a puestos de elección han sido asesinados durante todo el proceso.

Respecto a los candidatos ajusticiados, cinco buscaban alcaldías y dos más diputaciones locales. Así, 81 de los 94 políticos asesinados eran personajes del ámbito municipal.