¿Eres mamá? Ponle pilas a tu rutina

LAS MADRES LLEGAN A SENTIRSE AGOTADAS AL FINAL DEL DÍA DEBIDO A LA CARGA MENTAL QUE LLEVAN DESDE QUE AMANECE HASTA QUE EL DÍA SE EXTINGUE

12
Pixabay

Ser mamá las 24 horas del día y además ser parte de la economía del hogar no es un trabajo fácil. Las estadísticas del Inegi afirman que 9 de cada 10 mujeres, en México, trabajan en alguna actividad fuera de casa y además son madres, esposas e hijas.

A propósito del mes de mayo, es un tema que podría ser algo que debe considerarse tomando en cuenta que a diferencia de los hombres, las madres mexicanas tienen labores extras que les causa estrés.

Ser madre va de la mano con una transformación emocional, pero también en la rutina y responsabilidades que va desde los quehaceres, las necesidades de los hijos, las reuniones de los fines de semana, actividades extra escolares, en fin… ¡Es agotador!

CONTRARRESTA ESE CANSANCIO MATERNO

1. Desayuna. Es la comida más importante del día. Cuando la omites, bajan tus niveles de azúcar en la sangre, lo cual afecta tu energía y se refleja en tu estado de ánimo y la capacidad para pensar con claridad.

2. Reduce la cafeína Se cree que ésta nos mantiene despierta, pero en realidad tomar café tiene un efecto diurético. La clave está en tomarlo con moderación y cuando lo consumas trata de alternarlo con un vaso de agua para mantenerte hidratada. Si estás además embarazada, checa los riesgos de tomar café en el embarazo.

3. Ve al médico Es importante que revise tus niveles de hierro o si tus periodos menstruales tienen que ver con tu fatiga. Para compensar el nutrimento, consume carne roja, frijoles, verduras de hoja verde y cereales fortificados. Agrega tomates o cítricos a estos alimentos para una absorción extra.

4. ¿Insomnio? ¡No mires el reloj! Cuando lo haces, tu mente registra ese dato y comienza a trabajar cuando en realidad, debería estar descansado. Si necesitas levantarte para atender a tu hijo, simplemente no veas la hora, sólo asístelo y vuelve a la cama.

5. Ejercítate Quizá te preguntes a qué hora, pero en realidad ¡sepuede! Hazlo por la tarde, así la temperatura de tu cuerpo se elevará durante la actividad, luego bajará en el resto del día y te hará sentir somnolienta y relajada a la hora de acostarte. Comienza con una caminata de 10 minutos y trata de aumentarla hasta 30 o una hora diaria.

6. Pide ayuda Admitir que necesitas apoyo no tiene nada de malo. Habla con tu pareja sobre repartir los deberes de la casa entre ambos.

7. Diviértete Planea una vez al mes salir con tu pareja o amigas. Disfruta el momento sin que los pañales o el personaje favorito de su hijo estén presentes.

MAMÁ ORGANIZADA

1. Haz una lista de preocupaciones. Programa un momento en el día para escribir tus pendientes, pero evita que sea justo cuando pones la cabeza en la almohada. Si crees que no es suficiente, ten un cuaderno junto a la cama y anota la cita o tarea que recuerdes en el momento, hacerlo te ayudará a dejar el asunto en paz.

2. Di no de vez en cuando. Valórate, no tienes que cumplir las expectativas o demandas de todos. Ten un calendario o agenda en donde determines tus prioridades y compromisos, esto te ayudará a respetar lo que puedes o no hacer.

¿Sabías qué? 
A diferencia de los hombres, las mujeres tienen una carga emocional que las hace ver esos pequeñísimos detalles que ellos no ven