Crece la Pejemanía

181

TORREÓN, COAHUILA.– “Nada más de escucharlos se nos pone la piel chinta”, soltó una maestra del Movimiento Magisterial de Coahuila, que junto con sus compañeras oían el mensaje del candidato presidencial de la coalición Juntos haremos historia, Andrés Manuel López Obrador, en la Plaza Mayor de Torreón, que a esa hora ardía no por los más de 36 grados centígrados a la sombra, sino por el calor humano y la buena “vibra” los miles de asistentes que no les importó tostarse en la plancha de concreto.

Desde la “cuna de la democracia”, el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador hizo varias revelaciones. En la primera, dijo que los integrantes de la “mafia del poder” pasaron la charola para pagar 100 millones de pesos para la elaboración de un documental en su contra.

“Lo elaboraron y ofrecieron a todas las televisoras otros 100 millones de pesos por transmitirlos, incluso televisoras y medios de comunicación del extranjero, pero nadie se los quiso pasar. Eso pone de manifiesto que no todo se compra con dinero”.

La segunda, cuando aseguró que le está demandando al gobierno de Enrique Peña Nieto, “que se cancele la compra de 8 helicópteros artillados, que van a costar 25 mil millones de pesos”.

La voz de una mujer se escuchó luego de esta primicia: “Ya ni la chingan”, dijo, lo cual fue secundado por otro grupo que estaba adelante del templete.

“Queremos que ese dinero se utilice para el desarrollo, no para reprimir al pueblo de México, expresó.

El rostro bronceado por el sol le cambia al fundador de Morena constantemente. Se queda quieto por un momento cuando aborda el tema más escabroso del momento, el asesinato de los estudiantes de cine de Jalisco, hecho que reprueba.

Y así con entrada y con salidas tumultuosas que a veces duran más que sus discursos, Andrés Manuel López Obrador concluyó su gira por Coahuila. Salió presuroso hacia la Ciudad de México, donde tenía compromisos que cumplir y prepararse para la reunión con los banqueros del grupo Banamex y su visita al Tec de Monterrey.