Dependencia emocional

SI SIENTES QUE NECESITAS DE ALGUIEN PARA SER FELIZ, YA SEAN AMIGOS O PAREJA, PUEDES NECESITAR DE AYUDA

25

Para hablar sobre el tema es necesario que entiendas que la dependencia emocional es un problema psicológico muy serio que modifica el modo en que la persona se relaciona con los demás, sobre todo con su pareja o personas más cercanas. Si bien es más habitual durante el noviazgo o el matrimonio, también se puede desarrollar con los padres o amigos.

IDENTIFICA LAS SEÑALES BAJA AUTOESTIMA: Sentir que no eres lo suficientemente bueno o compararte constantemente con los demás buscando que tu pareja te asegure que eres una persona valiosa.

NECESIDAD DE MOSTRARTE AGRADABLE: Está bien querer complacer a alguien que te importa, pero los dependientes generalmente no tienen opción. Algunos dependientes tienen dificultad para decir “no” a cualquiera, sacrificando sus propias necesidades para dar cabida a otras personas.

LÍMITES CONFUSOS: Los límites son una especie de línea imaginaria entre tú y los demás. Dividen lo que es tuyo, lo que pertenece a otra persona y aplican no solo a su cuerpo, dinero y pertenencias, sino también a sus sentimientos, pensamientos y necesidades. Aplazamiento de tus propias necesidades.

Otro de los efectos de los límites borrosos es que si tu pareja tiene un problema, tú quieres ayudarle a tal punto que das todo de ti mismo.

Es bueno sentir empatía, pero poner siempre a tu pareja por encima de ti hace que te olvides de ti mismo.

NECESIDAD DE CONTROLARLO TODO: Si eres dependiente te será necesario controlar a tu pareja, tal vez lo hagas de forma sutil mostrándote agradable y brindándole tu atención para finalmente manipularla.

COMUNICACIÓN DISFUNCIONAL: Tienes miedo de decir la verdad porque no deseas molestar a tu pareja y en lugar de decir no, finges que no pasa nada.

OBSESIONES: Tiendes a pasar tu tiempo pensando en otras personas o relaciones y a obsesionarte cuando alguien te dice que piensa que has cometido un error.

MIEDO AL RECHAZO Y AL ABANDONO:Necesitas la aprobación constante de quienes te rodean, ya sea tu pareja, tus amigos o familiares y crees que si los decepcionas, se alejarán de ti.

DIFICULTAD PARA TOMAR DECISIONES: Temes equivocarte, necesitas del otro para que te diga si lo que haces está bien o mal.