Rosie Rivera; mujer de muchos ovarios

190
Salvador Trejo

Tuve una charla exclusiva con Rosie Rivera y pude comprobar que, además de ser muy bella, es una mujer inteligente, de carácter fuerte y con muchos ovarios, lo que le ha permitido sacar adelante el legado, la fundación y los negocios de su extinta hermana Jenni Rivera.

La plática comenzó con un fuerte reclamo porque asegura que en estas páginas la hemos tratado mal, lo que me hizo temer que la entrevista fuera un fracaso, pero como reportero sin suerte no es reportero, tuve la fortuna de que descubriera un tatuaje de mi nieta Génesis que llevo en el brazo izquierdo y al preguntarme el motivo del mismo, de inmediato le salió su lado maternal, me comentó en exclusiva que la hija menor de sus hermano Lupillo, también fue prematura y que tenían que tenerle muchos cuidados porque a la niña se le olvidaba respirar.

A partir de ese momento los temores se acabaron y comenzaron a fluir a raudales las confesiones de esta mujer que vive la vida intensamente. Me comentó que manejar el legado de La diva de la banda era una tarea muy difícil, exhausta, pues tenía que invertir 16 horas al día para atender los negocios de Jenni y su fundación, lo que estuvo a punto de hacerle perder su matrimonio, pues su esposo le reclamó que le ponía más atención a Jenni Rivera Enterprises, que a él y a sus hijas, además de aprender a vivir en medio de los escándalos, pues los medios inventan muchas cosas sobre su hermana y su familia, lo que muchas veces la hizo pensar en aventar la toalla.

Me aclaró que lo que la sostiene firme es la Fundación Jenni Rivera, pues a través de ella ha podido ayudar a muchas mujeres vejadas, maltratadas y humilladas, a quienes les brindan ayuda económica y psicológica. Me dejó con un nudo en la garganta al confesarme que ella fue abusada sexualmente y maltratada física y psicológicamente; alzó la voz para pedirle a la mujeres que no callen, que denuncien los abusos sexuales y los maltratos físicos y psicológicos, al mismo tiempo me aclaró que el motivo por el que este año traerá el evento Jenni Vive a México, es porque quiere donar todo lo que se recaude a una organización defensora de las mujeres, para que ayude a combatir la ola de feminicidios que azota el país.

Lamentó profundamente que en la CDMX estén matando a chicas venezolanas y colombianas que salen de sus países en busca de mejores oportunidades de vida y aclaró que la fundación está intentando ayudarlas. Cambiamos de tema y me aclaró que la carrera de su sobrina, La Chiquis, no forma parte de Jenni Rivera Enterprises; que la hija de su hermana fundó su propia empresa y editora que maneja su carrera como cantante, ayudada por su tío Juan, quien funge como su productor. Al mismo tiempo me aclaró que La Chiquis sí le pidió su opinión para hacer el dueto con Jenni en la canción inédita Quisieran tener mi lugar, la cual forma parte de una lista de 8 canciones inéditas que Jenni dejó grabadas y que piensan sacar próximamente, al igual que algunos duetos que hizo con Gloria Trevi, Alejandra Guzmán y Espinoza Paz, entre otros.

NO FUE ATENTADO

Por último, le pregunté si era cierta la versión de El Gordo de Molina y otros medios sobre un posible atentado en la muerte de La diva de la banda y tajante me contestó ¡no! Para acabar con todas las especulaciones me explicó que se realizaron tres investigaciones distintas, dos en EU y una en México, y las tres arrojaron que se trató de un accidente por una falla en la aeronave; solo esperan que se capture al dueño del avión, quien anda a la fuga y que pague las indemnizaciones para que se acabe esa pesadilla. Al final quedamos de seguir nuestra plática ahora que regrese de nuevo a México.