Mónika Sánchez: una mujer a la antigüita

338
Shanik Berman

“MI MARIDO ES EL PROVEDOR Y LA CABEZA DE LA CASA Y YO LO ATIENDO A ÉL COMO MI MAMÁ ATENDIÓ SIEMPRE A MI PAPÁ”

MÓNIKA SÁNCHEZ, ¿QUIÉN MANTIENE LA CASA?

Otto Seijas, mi marido, mantiene la casa, por supuesto. Yo soy a la antigüita, soy una mujer independiente y moderna, pero en esta vida cada uno tiene su rol, por ejemplo, él escogió la casa en la que vivimos y él es quien tiene que tomar decisiones, aunque yo pido respeto, que no me contradiga con los niños, que no se meta con el servicio, que cada quien tenga un rol. Necesito a mi macho para que me cuide, me proteja, me apapache y que sea la cabeza de la casa; a cambio yo le lavo su ropa, acomodo sus cosas, si alguien se tiene que parar en la noche, me paro yo, lo atiendo a él y con mucho gusto, como yo vi a mi mamá atender a mi papá. Espero a que llegue del trabajo, no lo obligo a que haga cosas de la casa; sin embargo, a mi marido le gusta cocinar pero él es el proveedor, eso sí. Yo desde el principio le dije: “Ni cocino ni plancho, no lo sé hacer, pero si es necesario lo hago”. Él me contestó: “No busco ni una chef ni un sastre, a mí me gusta que tienes tu carrera y que tienes proyectos en la vida”.

“MI ESPOSO NO NECESITA VER LOS BESOS QUE ME DOY EN LAS NOVELAS, ÉL PREFIERE NO VERLAS”

¿TU MARIDO SE PONE CELOSO CUANDO BESAS A LOS ARTISTAS EN LAS NOVELAS?

No voy a ponerlo a ver esas escenas, que él no necesita ver ni él se va a sentar a ver cómo me besa otro hombre, en eso él está de acuerdo conmigo y prefiere no ver besos y no saber; él lo que quiere es que yo haga mi trabajo tranquila y por eso es innecesario que vaya al set a verme haciendo escenas candentes, porque no le gustaría ver cómo yo estoy con otro señor. No es del tipo de hombre que se siente a ver eso, pero ya el hecho que acepte que yo lo haga aunque no lo vea, es una ventaja.

¿TE CASASTE EMBARAZADA, TE LE DECLARASTE O ÉL SE TE DECLARÓ?

No se me declaró, el que se declaró fue el bebé, como todos los hombres jóvenes y solteros no estaba en sus planes ni casarse ni tener hijos, pero pasó el tiempo y me dijo: “Me voy a Nueva York (que es donde él vivía), vente conmigo”. Le dije que sí, pero me embaracé de Santiago, nuestro hijo mayor y le dije: “No sé qué planes tengas tú, pero la verdad es que yo sí quiero tener a mi hijo”, y él me contestó: “Si con alguien quiero tener hijos, es contigo”. Esa fue su forma de declararse.

¿LOS HIJOS JUNTAN O SEPARAN A LA PAREJA?

Yo amo a mi marido más que antes porque nos hemos ido conociendo; pero no los hijos sino tú eres la que te acercas o te separas. Para mí lo importante es tener al padre de mis hijos y mi compañero cerca y para eso yo aguantaría muchas cosas y le pido a Dios que me ilumine para ser buena esposa-, concluyó la bella Mónika Sánchez.