Sentencian a cura por pederastia en CDMX

95
Foto: Leo Casas / Quadratín

El cura Carlos López Valdez, ha recibido una sentencia condenatoria de 63 años en prisión, luego de diez años de impunidad pese a las acusaciones que ostenta sobre cometer actos de pederastia.

Esto abre las puertas en el sistema judicial capitalino, para poder llevar ante la justicia, a otros violentadores de la infancia.

“Esta es la primera sentencia condenatoria contra un cura católico pederasta en la Ciudad de México, no hay antecedente alguno y representa un parte aguas en la procuración de justicia en nuestra ciudad”.

El coordinador Jurídico del grupo Acción por los Derechos Humanos y la Justicia Social, David Peña Rodríguez además de ser el abogado de la víctima, Jesús Romero Colín; quienes destacaron este hecho sin precedentes en la Ciudad de México.

Asimismo, en conferencia de prensa, denunciaron las trabas e irregularidades por parte de las autoridades eclesiásticas para el esclarecimiento del caso, tanto como por parte de la Procuraduría General de Justicia Capitalina.

El abogado acusó a la Arquidiócesis quienes los señalaron de atacar a la iglesia, y de buscar beneficisos económicos en su beneficio, además de ser señalado por la misma institución religiosa de ser él quien provocaba al padre López Valdez.

“Afortunadamente ya se dictó la sentencia de 63 años contra el sacerdote, es una sentencia significativa que le da esperanzas a otras víctimas”; asimismo exhortó otras víctimas a denunciar, ya que su sentencia marca un precedente en el sistema de justicia.

Por siete años, la Arquidiócesis mexicana encubrió al sacerdote para evitar que fuera presentado ante las autoridades civiles, acusó David Peña Rodríguez.

Jesús Romero Colín, durante este largo proceso de 10 años, a sido victimizado tanto por autoridades de justicia capitalinas, las eclesiásticas e incluso por el propio sacerdote pedófilo, dejandolo en

Además, Romero Colín solicitó la réplica por parte de la Aquidiócesis respecto a la sentencia del sacerdote acusado y sentencia, para saber su opinión.

Cabe destacar que también se busca una reparación del daño moral, además de una denuncia penal por las irregularidades en el caso, así como encontrar una estrategia para incluir a instancias internacionales para que la iglesia tome sus responsabilidades al proteger por mucho tiempo a este tipo de criminales.