La ley cuestionada (parte 2)

20

Lo más bochornoso para el orgullo militar y también civil, fue sin duda el izamiento de la bandera nacional, del enorme pabellón tricolor, de cabeza durante la ceremonia oficial del Día de la Bandera en la explanada del Campo Militar Marte. Y el Presidente justificando este ¿error? Tan solo ocho días antes, la Fuerza Aérea Mexicana protagonizaba el desenlace trágico del secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, quien pasó por encima del general Alfonso Duarte Mújica, comandante de la VIII Región Militar, para conseguir que un helicóptero UH-60M Black Hawk volara y con pilotos de poca experiencia hacia la zona azotada por el sismo que el mismo día se había dejado sentir en Oaxaca y en otros cinco estados.

LEY CUESTIONADA

Los secretarios de Marina y de la Defensa Nacional, les ha llovido en los últimos meses, pues la Ley de Seguridad Interior, que promulgó Peña Nieto supuestamente para favorecer las funciones de seguridad pública de los militares, ha sido severamente cuestionada y hay una gran cantidad de amparos y litigios en contra de la aplicación de dicha ley, en la propia Suprema Corte de Justicia.

DETENIDO POR CIRCULAR A EXCESO DE VELOCIDAD

Por si fuera poco, el pasado 18 de febrero, la Marina detuvo en Matamoros, Tamaulipas, a Alfredo Cárdenas Martínez, El Contador, sobrino de Osiel Cárdenas Guillén, fundador del Cártel del Golfo (CDG). La información de la Semar aseguraba que el presunto capo había sido detenido al circular a exceso de velocidad en su camioneta, en un incidente derivado de trabajos de inteligencia naval (sic).

En el vehículo, El Contador llevaba drogas y armas. Con eso fue suficiente para la captura.

FALSA DETENCIÓN

Pero todo eso era mentira. En realidad, Cárdenas Martínez fue detenido en su casa, hasta donde llegó el comando naval para desconectar primero todas (o casi todas) las cámaras de video vigilancia para luego entrar sin orden de cateo por el detenido. Luego de sacarlo y subirlo a vehículos sin placas, fue llevado hasta donde los marinos habían colocado la camioneta para escenificar la detención.

ARRESTO ILEGAL; ORDENAN LIBERACIÓN

Todo iba bien hasta que los abogados del detenido presentaron pruebas sobre cómo ocurrió en realidad la captura. Un juez federal revisó los hechos y determinó que el arresto era “ilegal” y ordenó su inmediata liberación. El trabajo de inteligencia naval compartida con la DEA se fue a la basura. Cárdenas Martínez ya había sido detenido en 2004, pero fue liberado mediante amparos. Ni cómo ayudarlos. Francamente lamentable.