Jérémy Ménez, una inversión

117

Ciudad de México.– “Me gusta jugar libre en el campo”, dijo Jérémy Ménez en la primera entrevista que concedió, después de que se oficializara su llegada al América, procedente del Antalyaspor de Turquía.

En los días previos y en las últimas horas se habló de un tipo indisciplinado, pero el mismo europeo, en su defensa, aseguró que no les pagaban, de ahí que prefirió separarse del club y buscar nuevos horizontes, en este caso, la Liga MX.

Y, aunque se habla de un mal negocio, pues jugó muy poco en el último año, y además se la pasó lesionado, lo cierto es que la directiva de las Águilas no hizo un gran desembolso para hacerse de los servicios del galo.

El conjunto crema, de entrada, le pagó 250 mil euros al cuadro turco por la liberación del futbolista, de ahí que éste arriba al balompié como agente libre.

Lo que siguió, tras poder romper con el contrato que lo ligaba a su última escuadra, fue la negociación entre la dirigencia americanista y el propio Jérémy, la cual no tuvo mayores problemas.

De hecho, el acuerdo por seis temporadas, aunque éste podrá ser revisado y firmado cada año, se habla de que fue por un millón de euros, mismos que se irán pagando, independientemente del sueldo acordado mensualmente.

Con esto, la gente de pantalón largo del conjunto aguilucho, de alguna manera se protege, pues en caso de que su apuesta no sea benéfica, la inversión no será tan alta, con la contra de que, en caso de darle con este fichaje, pudo hacer un gran negocio y tener los derechos de Ménez.

IBARGÜEN, TAMBIÉN

Referente a Andrés Ibargüen, quien fue otro de los regalos adelantados por el Día de Reyes para la afición americanista, el club de Coapa adquirió el 80 por ciento de la ficha del extremo, a cambio de cuatro millones de dólares.

Y, también en entrevista con la empresa dueña del equipo, Televisa, en el programa 360, de TDN, dio sus primeras impresiones como jugador del América.

“Contento con esta nueva oportunidad de poder llegar al club más grande, voy a tratar de aportar mi granito de arena, y demostrar el por qué se da el traspaso en un momento tan importante de mi carrera.

“Veo mucho futbol y trato de conocer de todo un poco, sé que el América es el equipo más ganador de México, tiene mucha trayectoria y, a nivel futbolístico, siempre marca una gran diferencia. Me motiva saber que siempre tenemos que ir por todo, no podemos ser segundos”, dijo el cafetalero, quien además reveló que, a pesar de ser derecho, le gusta jugar por la franja contraria, a perfil cambiado.