Raquel Bigorra

Twitter/ @rbigorra

Mi querida Luz Elena González no saldrá de vacaciones pues anda grabando a marchas forzadas Sin tu mirada. Es también esposa y madre de Majito y Santi, así que para ella, estás fechas cobran una magia muy especial.

»» ¿Dónde pasaste Navidad?

Aquí en México, la pasé con mi familia. Mis papás, mis hermanos, mi esposo, mis hijos, somos un montón cuando nos reunimos.

»» ¿Qué significa para ti la Navidad?

Es un momento de paz, de unión, de reflexión. A mí me encanta aprovechar estos días para dar gracias a Dios por tener salud y por darnos tanto.

»» ¿Qué te deja 2017?

Este año me dio grandes oportunidades de trabajo. Pero sobre todo estoy muy agradecida por mi novela Sin tu mirada, que me da la oportunidad de hacer una villana muy mala. No sabes cómo estoy disfrutando ser en la historia la peor de las malvadas.

»» ¿Les van a dar unos días para salir de la ciudad o descansar?

Solo Navidad y Año Nuevo nos los dieron libres para poder disfrutar a la familia. No vamos a tener vacaciones, pero la verdad disfruto tanto este personaje que no me quejo. Al contrario, es una bendición cerrar y empezar el año trabajando.

»» ¿Te gusta cocinar, preparas algo en especial? Amiga, la verdad no (risas).

A mí me encantan estas fechas, pero no para cocinar. ¿A qué hora? Además, somos muchos en la familia. Yo con los regalos ya tengo mucho trabajo (risas).

»» ¿A Santa qué le pediste?

¡Uy!, ahora solo le pido para mis hijos. Definitivamente el significado de la Navidad cambia totalmente con los hijos. Ahora hacemos la carta a Santa y disfruto con mis niños la ilusión de ver sus caritas cuando abren los regalos. Pero ya para mi marido y para mí la alegría de que llegue Santa a casa es por mis hijos.

»» ¿Y qué tal se portaron?

Pues yo creo que muy bien, porque Santa les trajo todo lo que pidieron. La verdad, son niños muy buenos. Majito es mi cómplice, ahora la disfruto muchísimo porque me la puedo llevar a que me acompañe a los llamados. El otro día me chantajeaba diciéndome que me quería acompañar a Cuernavaca y no ir a la escuela. Es que en la producción me la consienten mucho. Se la pasa súper bien y yo con ella. Amo a mis hijos. Santi es la razón por la que hoy soy un ser humano más fuerte y valiente. Mi hijo todos los días viene a enseñarme de qué estoy hecha.

»» ¿Y para ti, qué le pediste a Santa?

¿Sabes qué pasa?, yo me consiento comiendo. Cuando se trata de hacer dieta soy la más aplicada, pero en estas fechas me doy el lujo de comer todo lo que se me antoja sin remordimientos. Ese es mi regalo de Navidad: comer.

»» ¿Qué mensaje navideño le compartirías al público?

Que den gracias a Dios, que disfruten a la familia. También que la tolerancia y la inclusión debemos ponerla en práctica todos los días. Que seamos incluyentes porque se vale ser diferente. Les deseo muy felices fiestas. Y así me despedí de mi bella amiga. Estuvimos en el celular platicando pues la agarré entre escena y escena, mientras le daba vida a Susana, su personaje en Sin tu mirada. Felices fiestas les deseo yo también y nos leemos mañana en Ahí viene La Bigorra.