Pactaron Videgaray y Beltrones desvio de 250 mdp

Pactaron Videgaray y Beltrones desvio de 250 mdp

773
0
Compartir

A decir de Jaime Herrera Corral, ex secretario de Hacienda de Chihuahua durante el gobierno de César Duarte, Luis Videgaray y Manlio Fabio Beltornes pactaron en 2016 para desviar 250 millones de pesos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a campañas electorales del PRI en Chihuahua, Veracruz y Tamaulipas.

Así consta en la declaración ministerial rendida ante la Fiscalía de Chihuahua, obtenida por el periódico Reforma.

“Los gobiernos de Duarte en Chihuahua; Javier Duarte, en Veracruz, y Egidio Torre Cantú en Tamaulipas, pactaron con el entonces líder del PRI, Manlio Fabio Beltrones, triangular recursos federales para las campañas priistas”, denuncia.

Se dice que Reforma tuvo acceso a la declaración ministerial del testigo con ‘Identidad Reservada’ I701/2017 rendida ante la Fiscalía de Chihuahua y que, según fuentes oficiales, “corresponde a Herrera”.

El ex funcionario detalló que Alejandro Gutiérrez Gutiérrez, principal operador de Beltrones y exs ecretario del CEN del PRI, fue el estratega de las transacciones.

“Alejandro Gutiérrez era el operador financiero del PRI. Me comentó que había un acuerdo con la Secretaría de Hacienda federal para que a través de tres estados, siendo estos Veracruz, Tamaulipas y Chihuahua, apoyaran con la operación electoral a nivel nacional del año 2016 para aquellos estados en donde no se tenían gobiernos priístas, y requerían recursos”, expuso Herrera en una ampliación de declaración rendida el 1 de julio de 2017.

De acuerdo con el rotativo, los recursos se triangularon con el apoyo de Alfonso Isaac Gamboa Lozano, titular de la Unidad de Política y Control Presupuestario de Hacienda, tras aprobar un convenio de “Fortalecimiento Financiero” por 275 millones de pesos.

Hasta el momento, el actual canciller Luis Videgaray no ha emitido ninguna declaración sobre el tema.

Dejar una respuesta

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.