Estados Unidos – El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ha declarado estado de emergencia en California, así mismo ordenó al Gobierno Federal preste asistencia adicional debido a los incendios que desde el 4 de diciembre azotan esta región, obligando a las autoridades a evacuar cerca de 200.000 personas.

Trump autorizó al Departamento de Seguridad Nacional y a la Agencia Federal para el manejo de emergencias (FEMA) a coordinar todos los esfuerzos en tareas de socorro.

Esta medida tiene como fin aliviar el sufrimiento de la población local y prestar rápidamente asistencia de las autoridades locales.

El fuego tan solo en la zona norte del condado de San Diego, ha quemado más de 1.000 hectáreas, derribando cerca de 20 domicilios.

El incendio registrado en San Diego, se suma a otros que azotan desde 4 días el noreste de Los Ángeles, donde han dañado más de 200 edificios y provocando el cierre de escuelas, universidades, carreteras y la caída del servicio eléctrico.