Avalan reformas a la Ley de Planeación en la Cámara de Diputados

38

Este jueves la Cámara de Diputados aprobó, en lo general y particular, con 331 votos a favor, el dictamen que reforma la Ley de Planeación con el fin de establecer las bases para que el Presidente de la República coordine las actividades de planeación de la Administración Pública, así como la participación, en su caso, mediante convenio, de los órganos constitucionales, autónomos y los gobiernos de las entidades federativas.

 

La planeación deberá llevarse a cabo como un medio para el eficaz desempeño de la responsabilidad del Estado sobre el desarrollo equitativo, incluyente y sostenible, con perspectiva de interculturalidad y de género.

 

El Estado promoverá, respetará, protegerá y garantizará los derechos humanos reconocidos en la Constitución y en los tratados internacionales de los que sea parte. Asimismo, el Ejecutivo federal elaborará el Plan Nacional de Desarrollo y lo remitirá a la Cámara de Diputados, a más tardar el último día hábil de febrero del año siguiente a su toma de posesión, para su aprobación.

 

El documento señala que el Ejecutivo federal, a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Pública, dará seguimiento a los avances de las dependencias y entidades de sus programas con base en el Sistema de Evaluación del Desempeño previsto por la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria.

 

Además, la Secretaría de Hacienda publicará la información relacionada con el seguimiento en el Portal de Transparencia Presupuestaria de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

 

 

Asimismo, se propone que el Plan deberá contener consideraciones y proyecciones de por lo menos 20 años, para lo cual tomará los objetivos generales de largo plazo que, en su caso, se establezcan conforme a los tratados internacionales y las leyes federales.

 

 

Al fundamentar el dictamen, el diputado Héctor Ulises Cristopulos Ríos (PRI), dijo que la reforma a la Ley de Planeación se deriva de la iniciativa presentada por el Ejecutivo federal el pasado 8 de septiembre.

 

Mencionó que la citada ley es un ordenamiento fundamental para que el Estado cumpla el mandato constitucional previsto en la Carta Magna para garantizar que el desarrollo del país sea integral, sustentable y permita, entre otros fines, fortalecer el régimen democrático y fomentar el crecimiento económico.

Aprobado en lo general y en lo particular, se remitió al Senado de la República para sus efectos constitucionales.