La urbe sigue de pie

42

 

Pese a los sismos del pasado mes, la Ciudad de México aguantó, se mantuvo de pie gracias al trabajo conjunto de los más de 240 mil trabajadores que se esmeraron por mantener de pie a la metrópoli.

De esta manera, coordinados por el presidente del SUTGCDMX, Juan Ayala Rivero, se logró no solamente mantener de pie a la gran urbe, sino restablecer a la brevedad los servicios de agua potable, electricidad, limpieza, servicios médicos sin demora, entre otros que funcionaron al cien por ciento para responder a la emergencia que reclamaron millones de capitalinos.

 

LLAMADA DE ATENCIÓN

Desde su llegada a la ALDF, el diputado aliancista, Juan Gabriel Corchado Acevedo, Vicepresidente de la Comisión de Educación, no quitó el dedo del renglón al señalar la importancia de que todas las escuelas públicas y privadas de todos niveles cuenten con protocolos de seguridad, pólizas de seguros, mantenimiento permanente, con el único fin de que los centros de enseñanza sigan siendo templos del saber, pero también de seguridad.

La propuesta ahí está, corresponderá al Gobierno de la CDMX y a la SEP abanderarla, después de la gran llamada de atención que nos hicieron los sismos del 7 y 19 de septiembre.

 

LA UNIÓN HACE LA FUERZA

La Confederación Nacional de Industriales de Metales y Recicladóres (Conimer) encabezada por Francisco Urióstegui Pineda, manifestó su solidaridad con el Gobierno de la Ciudad de México, al anunciar que los “ropavejeros” con todo el transporte a su alcance, están listos para llevarse el escombro de la Ciudad de México.

La propuesta obedece porque el Gobierno de la Ciudad de México no tiene capacidad para retirar todo ese cascajo, después de que muchos edificios se vinieron abajo por el sismo del pasado 19 de septiembre y los cientos que faltan por demoler. La última palabra la tiene el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera Espinosa.

 

PARÁLISIS EN LA ASAMBLEA

A 14 días del sismo, la ALDF continúa sin operar. Si bien es cierto que los más de 600 trabajadores han recibido sus pagos quincenales sin demora, también es cierto que al no tener materia de trabajo, temen empiece a funcionar la tijera del recorte sin temerla ni deberla.

Los trabajadores han tenido reuniones con el dirigente sindical Gaudencio Chávez para que calme las aguas y les garantice certeza y seguridad en sus empleos.